Vegetarianos: ¿realmente son buenos con el entorno?

Cuando piensas en los vegetarianos pueden surgir muchos términos erróneos en tu mente. En este sentido puedes pensar que son personas poco sanas, que destruyen ecosistemas o que no entienden la importancia de no comer adecuadamente. Sin embargo todas esas visiones se fundamentan en distintos prejuicios. Es verdad que tienen un lado positivo y uno negativo, pero es mejor conocer ambos…

Los vegetarianos y el ecosistema

Es cierto que optar por ser vegetariana hace que los animales sufran menos. Sin embargo le pasamos toda la factura a los ecosistemas. En este sentido los seres humanos se reproducen con rapidez y cada vez demandan más comida, techo y abrigo. No obstante, la tierra no puede producir alimento a esa rapidez. Por tanto, varias hectáreas de tierra terminan por erosionarse. Ese es el mayor argumento en contra del vegetarianismo pues la respuesta no es erradicar los ecosistemas o lastimar a los animales.

El equilibrio y la conciencia son la respuesta

No se trata de terminar con diversos ecosistemas mediante los cultivos. Tampoco se trata de tener una dieta basada sólo en carne. Se necesita encontrar el equilibrio para no lastimar a los ecosistemas, pero tampoco dañar la salud. Así mismo es importante resaltar que los vegetarianos no son los culpables de la catástrofe que el mundo experimenta. También influyen: el sistema económico, político y el proyecto de nación que cada país tiene. Por eso, lo mejor es informarte y elegir la mejor opción tanto para ti como para el planeta. Sé que parece imposible, pero no lo es.

 No olvides seguir una dieta balanceada

Antes de seguir un estilo de vida por moda o mera curiosidad, consulta a tu nutricionista. Verás que él sabrá explicarte las ventajas y desventajas que conlleva el vegetarianismo. De esa forma estarás informada antes de tomar una decisión que cambie tu vida.

Este video te puede gustar