Tomar sueros diariamente para “hidratarte”, ¿es realmente saludable?

De un tiempo para acá, los sueros se pusieron de moda como una bebida más. Sin embargo, qué tanta verdad existe en que estas bebidas son realmente buenas para la salud. Conoce sus principales componentes para saber qué tanta certeza hay.

Los sueros son famosos

En los medios de comunicación se han enfocado en hacernos creer que los sueros son mejores que el agua natural. Nos dicen que debido a los procesos químicos, el agua pierde muchas de sus propiedades naturales y por consiguiente no nos hidratan. Por lo tanto, la alternativa es tomar suero natural para recuperar los minerales y nutrientes perdidos. Los sueros comerciales, además de generar un gran gasto a la larga, no son ideales para tu cuerpo.

Sueros naturales

Es correcto que los sueros pueden hidratarte más que el agua. Sin embargo, los sueros comerciales no son los más recomendables para tu salud. El suero adecuado es el que preparas en casa con ingredientes naturales. Solo necesitas agua, limón, sal de mar, miel de abeja o agave y bicarbonato. La miel eleva los niveles de glucosa en la sangre, mientras que la sal eleva los niveles de potasio en tu cuerpo.

Aguas alcalinas

Las aguas alcalinas prometen darnos los nutrientes necesarios, pero a qué precio. Todas estas aguas son caras y están empaquetadas en botellas que a la larga se vuelven un contaminante difícil de eliminar.

El  agua es fuente natural de vida

El agua siempre será la mejor opción, por algo nuestro cuerpo está compuesto en 3/4 partes de ella. Si te es posible consume agua que venga directamente de manantial, pues es la más pura que existe. En caso de que no te sea posible, el agua de garrafón es adecuada para cubrir tus necesidades básicas.

No olvides que el agua es vital para que puedas realizar tus actividades día con día. Dos litros son recomendables para que tu cuerpo se mantenga funcionando en óptimas condiciones. No obstante, si crees que es demasiado o muy poco, siempre puedes calcular la ingesta adecuada para ti de acuerdo a tu edad, peso, actividades que realizas, y tomando en cuenta factores externos, como el clima.

Este video te puede gustar