El síndrome que no te deja sonreír

El Síndrome de Moebius impide a algunas personas sonreír. Esta condición es algo que tiene repercusiones en el ámbito social, pues se muestra como una barrera en la interacción. La sonrisa es un movimiento natural que poseemos casi todos, con el que mostramos al mundo nuestra felicidad o alegría. Así podemos decirle a otros lo que nos gusta o no, saludarlos y darles la bienvenida.

Sad woman on a street

¿En qué consiste el síndrome?

Para empezar, la Asociación Española de Pediatría lo describe así: “Consiste en la parálisis congénita y bilateral de los nervios faciales. También puede derivar en malformaciones o anomalías en la estructura de la cara. Las personas que lo padecen suelen tener un aspecto peculiar. El puente de la nariz es largo y cuadrado, traen el labio entreabierto y parece que tienen una máscara”.

Angry kid girl showing hand signaling to stop useful to campaign against violence and pain on dark background. Closeup portrait

La gente que padece este síndrome no puede sonreír o fruncir el ceño. Tampoco puede mover los ojos de lado a lado. Por otra parte, existen casos en los que se asocia a otros problemas físicos.

Manifestaciones

Hay trastornos que difícilmente encuentran a un diagnóstico temprano, y este síndrome es uno de esos casos. A continuación menciono algunos de los síntomas para que puedas detectarlo y acudir al médico.

Adorable black sad baby crying with bad mood

  1. En los primeros meses de vida el bebé puede sufrir tos y vómito.
  2. No existe movilidad muscular facial.
  3. Hay casos en los que es imposible ingerir alimentos y el paciente requiere ayuda; en otros la capacidad se incrementa con la edad.
  4. Hay hipotonía, que es la disminución de la tensión o del tono muscular, o la tonicidad de un órgano específico.
  5. Los músculos de los párpados no tienen movimiento.
  6. Existe dificultad para mover la lengua.
  7. Babear excesivamente y ojos cruzados (estrabismo).

La Fundación Española del Síndrome de Moebius tiene como objetivo dar a conocerlo, así como el estudio e investigar sobre sus causas, tratamientos y posibles curas.

A portrait of doctor sitting with CAT scan on the monitor and x-ray films on the table .

Si bien no existe una cura para este síndrome, la fisioterapia es una alternativa que puede ayudar a que quienes lo padecen tengan una mejor calidad de vida.

¿Habías escuchado hablar acerca de este síndrome?



Este video te puede gustar