¿Tendrás una aventura?, ¡entonces cuídate?

Disfrutar de tu sexualidad es una obligación y a la vez una responsabilidad. Ser una persona sexualmente activa no te hace mejor o peor. Tanto los hombres como las mujeres pueden disfrutar de su sexualidad con quien y cómo les plazca. Sin embargo, todo ejercicio de libertad conlleva distintas obligaciones. Es por ello que si planeas tener una aventura debes cuidarte. De esa forma evitarás el contagio de enfermedades y una que otra decepción.

Sea una aventura o no, siempre usa condón

 sex tech mic connections contraception GIF

Esta recomendación se repite a lo largo de la vida en diferentes contextos; no obstante, parece no quedar claro que el uso del condón es necesario. Este preservativo sirve como una barrera que impide el intercambio de fluidos corporales. De esta forma que no sólo evitamos embarazos no deseados, sino también el contagio de una ETS.  No esgrimas como pretexto la falta de placer pues hay diferentes condones, tanto femeninos como masculinos, texturizados, de sabores, olores, etc. Una amplia variedad para favorecer el encuentro erótico.

Ve a un lugar seguro

No sólo te cuides de enfermedades de transmisión sexual o embarazos no deseados; también  cuida tu integridad física. Debido a que en un momento de intimidad sexual eres más vulnerable, podrías tener ciertos cuidados que no  sólo te protegerán a ti, sino a tu pareja. Para ello deben buscar un lugar cómodo y seguro cercano a alguna estación de tren, metro o transporte público. La opción ideal será un hotel, de esa forma ninguno invadirá el espacio del otro. Ambos deben respetar a integridad y deseos del otro; no obstante, es mejor estar prevenidas para resguardarnos en cualquier situación.

Diviértanse, pero sean discretos

El secreto del éxito en una relación casual es la discreción. Ambos sostienen esos encuentros para pasarlos bien, por tanto, ninguno puede molestar al otro. No se vale hostigar o insistir, si no respetan sus acuerdos previos o se faltan al respeto, es mejor dejarlo. Procura no divulgar tus aventuras, no porque sean malas, sino porque se trata de tu vida íntima y debes cuidarla.

Este video te puede gustar