Rutina sencilla para tener un abdomen plano

La rutina sencilla para tener un abdomen plano es exprés. Se caracteriza por ejercicios simples y cortos que ayudan a quemar grasa y a marcar el abdomen. La rutina se integra de tres ejercicios que trabajan especialmente esta área. Es indispensable que antes de iniciar, calientes y estires el cuerpo. Opta por correr, caminar o saltar la cuerda. Utiliza ropa y tenis adecuados, además de hidratarte durante el entrenamiento. Recuerda que para obtener resultados eficaces, es importante que seas constante y complementes la rutina con una alimentación sana.
¿Estás lista para comenzar?

Abdominales con toques de talón

Inicia la semana con todo. Recuerda que no es necesario que sea el primer mes del año para cumplir uno de tus objetivos. ¡Comencemos! Sobre un espacio despejado extiende un tapete para después recostarte en él. Boca arriba dobla tus rodillas, levanta un poco el torso y los hombros. Extiende tus brazos a los costados y de forma continua toca los talones con tus dedos. Realiza 30 repeticiones sin parar en 4 series. Descansa 10 segundos y sigue.

ABS con extensiones de brazos

¿Estás lista? ¡No puedes ni debes parar hasta terminar! Recuerda que son 4 series de 30 repeticiones. Nuevamente, recuéstate boca arriba y dobla las rodillas a la altura de los hombros. Procura alinear bien todo tu cuerpo. Después, marca media abdominal extendiendo los brazos hacia el frente por en medio de las piernas. Las pequeñas abdominales son excelentes para marcar el abdomen. Al subir exhala y al abajar inhala.
¡No te olvides del conteo!

Abdominales bicicleta

Último ejercicio y terminas. Recuéstate y extiende tus piernas, lleva los brazos a la nuca y eleva los hombros, cuello y cabeza. Posteriormente, levanta las piernas y pedalea como si estuvieras conduciendo una bicicleta. El pedaleo es al aire así que no pares. Repite 30 veces en series de 4 y descansa 10 segundos.
¡Prepárate para presumir ese vientre plano!

Este video te puede gustar