Platillos navideños para tus peques ⛄️🎅

Las fiestas navideñas están cada vez más cerca y con ellas los deliciosos platillos típicos de esta temporada. Además de estar muy emocionada por esta época, quienes más lo esperan con ansias son los niños. Para la cena de Navidad te comparto estas ideas de platillos navideños adecuados para los pequeños de tu familia. Tanto tú como ellos, los disfrutarán al máximo.

Botas navideñas con salchichas

Este es un delicioso snack que tus pequeños pueden disfrutar mientras esperan el plato fuerte. Además, te tomará menos de 15 minutos preparar esta divertida receta.

Ingredientes:

  • 3 salchichas
  • Aceite de oliva
  • 1 frasco de mayonesa
  • Palillos

Preparación:

Fríe las salchichas en un sartén con un poco de aceite de oliva. Cuando estén listas, córtalas en cuatro partes. Procura que algunas parte sean mucho más cortas que otras para así darle forma a la bota navideña. Haz cortes diagonales en uno de los extremos de los cuatro pedazos para unirlos y así crear la bota. Une un pedazo corto y uno largo con un palillo para formar la botita. Unta un poco de mayonesa sobre un extremo y ¡listo!

Croquetas de zanahoria y jamón

No cabe duda de que a los niños les encantan las croquetas, sobre todo cuando están rellenas. Son la mejor opción para darle a los pequeños en la cena de Navidad.

Necesitas:

  • 1 litro de leche
  • 100 g de harina
  • 2 zanahorias
  • 1 cebolla
  • 250 g de jamón cocido
  • 100 g de queso parmesano
  • Aceite de oliva
  • 2 huevos
  • Pan molido
  • Sal

Preparación:

Pica la zanahoria y la cebolla en cubitos. Después, agrega al menos unas cuatro cucharadas de aceite de oliva al sartén y fríe los vegetales. Una vez que la cebolla se vuelva transparente, puedes agregar la harina. Remuévela con los demás ingredientes y agrega la leche poco a poco hasta que la harina la absorba. Vuelve a añadir otro chorro de leche y así sucesivamente, pero no dejes de remover toda la mezcla. Una vez que tenga la textura deseada, pon trozos de jamón y de queso rallado.

Una vez listo, coloca la masa de las croquetas en un plato grande para hornear y deja reposar en el refrigerador hasta que se enfríe. Después, haz bolitas con la masa de las croquetas, pásalas por las yemas de los huevos y después por el pan molido. Fríelas en un sartén con abundante aceite y espera a que estén completamente doradas. Escúrrelas sobre papel de cocina y estarán listas para servir.

Ensalada de pollo, manzana y zanahoria

Una excelente alternativa para que tus niños coman frutas y verduras durante la cena navideña. No le pueden decir que no a este delicioso sabor.

Ingredientes:

  • 1 lechuga
  • 2 manzanas
  • 2 zanahorias medianas
  • 400 g de pollo
  • 1/2 cebolla
  • 1 rama de perejil
  • Vinagre
  • Sal
  • Aceite de oliva

Preparación:

Lo primero que tienes que hacer es cortar el pollo en rebanadas o en pequeños cubos. Después, en un sartén, vierte un poco de aceite de oliva y fríe el pollo hasta que esté bien cocido y dorado. Retira del fuego y apártalo. Ahora lava, desinfecta y escurre la lechuga. Córtala en juliana. Pica la manzana, zanahoria y cebolla en cuadritos muy pequeños. En un recipiente hondo coloca la lechuga y después los demás ingredientes incluido el pollo. Sazona con media cucharada de vinagre y sal al gusto. ¡Listo!

Bolitas de papa con queso

Pequeñas, divertidas y deliciosas. A los pequeños les llama mucho la atención los personajes y figuras en su comida. Es por ello que las bolitas de papa y queso son bien recibidas por los niños. Necesitas:

  • 4 papas
  • 3 huevos
  • 200 g de queso
  • 25 g de mantequilla
  • Pan molido
  • Aceite de oliva
  • Sal

Preparación:

Lava, pela y hierve tus papas hasta que estén super blandas. Entre 10 y 15 minutos aproximadamente. Una vez listas, retíralas del agua y machácalas muy bien con un tenedor. Para hacer el puré más suave, agrega uno huevo y una cucharada de mantequilla derretida. Añade una pizca de sal y mezcla perfectamente. Luego, forma bolitas con el puré de papa e inserta una rebanada pequeña de queso adentro. Pasa las bolitas por las yemas de los huevos y después por el pan molido hasta que estén completamente empanizadas. Fríelas en una sartén con abundante aceite hasta que estén super crujientes y doradas. Escúrrelas sobre papel absorbente para quitar el exceso de aceite ¡y listo!

Este video te puede gustar