Mitos y realidades sobre los tampones

Cada mes nosotras nos encontramos con una visita especial que estará con nosotras hasta que tengamos 50 años aproximadamente. Es nuestra famosa regla. Para muchas es satisfacción cada vez que llega porque indica que todo está bien. En otras chicas no causa la misma emoción porque saben que deberán tener más cuidado en algunas actividades para no sufrir algún “accidente”. Sea como sea, ninguna de nosotras se libra de ella. Y tenemos que elegir de qué manera nos protegeremos en esos días complicados. Existen tampones y toallas sanitarias que nos alivianan la existencia.

Sanitary or tampon - young woman making a choice,isolated on white

Sin embargo, hay muchos rumores que giran en torno a por qué sí o por qué no debemos usar los tampones. Así que aquí te comparto algunos de los mitos y verdades más comunes, así como las ventajas y desventajas que  sobre este accesorio que nos ayuda a que esos días pasen de modo más liviano.

Tampones: ¿cómo hago para usarlos?

Happy young woman showing tampon

La falta de información sobre ellos, hace que tengamos miedo de que algo malo nos pueda pasar. Si tienes las precauciones necesarias y los usas del modo correcto, no tiene por qué haber problemas.

Verdades

Quedan partículas del tampón en tu zona íntima

Frau

En cualquier mujer que usa tampones alguna vez ha quedado rastro de su estancia. Todos los tampones sueltan partículas del material del que se componen. No te preocupes si eso sucede, pues dichas fibras no son dañinas para tu cuerpo, está comprobado por estudios clínicos.

Puedes usar tampones todos los días de tu regla

White calendar with pink circles around menstruation date period and clean tampons lying on top.

Tanto el tampón como la toalla sanitaria, pueden ser usados por los días que dure tu periodo sin ningún problema. Eso sí, debes tener mucha higiene para evitar contraer alguna infección. Además, sea cual sea la opción que elijas, debes cambiarla cada 3 o 4 horas. También elige la opción que se adecúe más a tus necesidades de flujo.

Lo cambias las veces que quieras

feminine hygiene - beauty treatment

Al iniciar nuestro período casi siempre suele ser más abundante, por lo que debemos tomar las precauciones necesarias. Tenemos que usar toallas o tampones que nos ayuden en esos días. Además, se recomienda que por la misma situación los cambiemos cada 3 o 4 horas para evitar un accidente. Después cuando el flujo disminuye puedes dejarlos una o dos horas más.

Son muy cómodos

Two clean white tampons shaped in to a heart lying on wooden surface.

Hay veces en que quieres ponerte cierta prenda pero no te animas porque se remarca la orilla de la toalla sanitaria. La opción indicada es usar un tampón, siempre y cuando recuerdes cambiarlo con frecuencia para evitar un accidente.

Mitos

No lo debo usar si soy virgen

shutterstock_283553258

Se tiene la creencia de que al usarlo puede romperse tu himen. Eso es totalmente falso, pues esa zona es flexible. Así que puedes emplearlo sin ninguna complicación.

No puedo dormir con el tampón puesto

Tampon - feminine hygiene product

Como dijimos antes, no es recomendable usar el mismo tampón por más de 5 horas. Así que por la noche pasaríamos mucho tiempo con él y eso no es bueno. Sólo se recomienda su uso por la noche cuando el flujo ya no es muy abundante. Eso sí, cuando despiertes cámbialo por uno nuevo de inmediato.

Duele ponértelo

Close-up of hand holding tampon over white background

No duele colocarse un tampón. En caso de que llegara a doler es porque se está colocando mal. Debes seguir las instrucciones para usarlo y asunto arreglado.

Como puedes ver, hay mitos que giran en torno a los tampones. Solo tú decides qué usar en esos días para tu comodidad y protección. Eso es lo más importante, claro, siempre cuidando tu bienestar y salud.



Este video te puede gustar