Mitos acerca del sexo del bebé que te harán sonreír

El tema de los bebés es muy extenso y está de lleno de mitos y creencias. Los más comunes son los que especulan acerca del sexo del bebé. En este sentido hay algunos que nos aseguran que podremos saber el sexo del bebé sin tener que consultarlo con un médico. Otros dicen que si haces tal o cual cosa, harás que tu pequeño sea niño o niña. ¿Has escuchado alguno?, ¿crees que son verdad? Te cuento un poco más.

El vientre puntiagudo indica que es niño, el vientre chato niña

Uno de estos mitos dice que  si el vientre de la embarazada es puntiagudo y tu cintura se mantiene pequeña, el sexo del bebé es niño. En consecuencia, si el vientre es un poco más achatado, entonces se trata de una niña. Esta creencia no está avalada por un doctor; sin embargo, muchas mujeres piensan que es verdad.

El mito de los antojitos es de los más populares

Otra de las creencias que indican el sexo del bebé es el de los antojos. Muchos creen que dependiendo del tipo de comida que ingiera la madre, será el sexo del bebé. En este sentido se dice que si la mamá come muchos cítricos y dulces en general, se trata de una niña. Por el contrario, si come alimentos ricos en grasas, se trata de un niño. ¿Ustedes lo creen?

Inclusive la posición para dormir cuenta

Otra de las creencias difíciles de creer es que puedes saber si tendrás una bebé o un bebé dependiendo del lado en el que te recuestas. Por ejemplo, si te gusta dormir del lado derecho es porque tendrás un niño. En cambio, si prefieres dormir hacia el lado derecho es porque tendrás una niña.

Los cambios de humor también nos dicen cuál es el sexo del bebé

Finalmente, el último mito señala que si tu humor es demasiado irascible, estás malhumorada y cansada, tendrás una niña. Por el contrario si estás calmada, con sueño o un poco cansada, tendrás un varón.

Este video te puede gustar