Los mejores ejercicios para unas pompis torneadas y no son sentadillas

Si ya estás harta de hacer sentadillas para conseguir las pompis torneadas que quieres, te doy algunas opciones para sustituirlas.

Unas pompis torneadas se crean con ejercicios específicos. Mientras más peso le imprimas mejor será el resultado. Puedes empezar a hacerlos con tu propio peso e ir incorporando poco a poco algún peso extra. Para realizar los siguientes ejercicios solo necesitarás: tu botella de agua a la mano, una toalla, un tapete para que no hagas los ejercicios en el suelo y si quieres unas mancuernas.

Para tener mejores resultados te recomiendo hacer 4 series de 15 repeticiones. No olvides que el cardio es importante, hazlo después de tu sesión de pesas durante 30 minutos, por lo menos.

La silla

ejercicio

Este ejercicio se ve realmente fácil; sin embargo, es una de las formas en las que la resistencia sube rápidamente. Mantente sentada como si realmente tuvieras una silla. No es tan fácil como parece. Estas son las reglas: los talones deben estar a la altura de tus rodillas, la espalda recta y el abdomen contraído. ¿Cuántos minutos podrás aguantar en esta posición? Ve aumentando el tiempo conforme se incremente tu resistencia, vas a tener unas pompis de infarto.

Abdomen con puente

giphy-60

Ya conocemos muy bien lo que es un puente y, de hecho, podemos volverlo todavía un poco más desafiante. Debes realizar todas las repeticiones que puedas de este ejercicio: es un dos en uno. Mete el abdomen mientras subes, apóyate en una pierna y eleva la pelvis. Conserva la postura unos segundos y baja lentamente. Entre más lento bajes mejor será el efecto.

Hacia arriba

giphy-62

Este ejercicio suele hacerse con las rodillas en el tapete. No obstante, si ya no te es suficiente desafío, inténtalo de esta forma: en la punta de tu pie y cuidando tu equilibrio. Mantén tu espalda y abdomen rectos mientras subes y bajas tu pierna en alto.

Con fit ball

exercise

Si tienes a la mano tu fit ball no dejes de hacer este ejercicio. Es bastante demandante. Puedes comenzar usando ambas piernas y cuando te sientas lista pasar a esta semisentadilla que te dará unas pompis torneadas hermosas. No hagas trampa, la pelota tiene que estar a la altura de tu sacro para que puedas hacer el movimiento adecuadamente.

Tap

fitspo

Para terminar tu rutina de glúteo este ejercicio es ideal. Se hace en algún escalón o incluso en una pelota. Solo tienes que tocar la pelota con la punta de un pie por un segundo y luego con el otro pie. Es preciso hacerlo rápido e intentar mantener el equilibrio. No escojas un escalón demasiado alto, la altura no es tan importante como que lo hagas rápido.

Mueve esas piernas y consigue las pompis torneadas que quieres. No te rindas y sigue adelante, todo cambio requiere un esfuerzo. 

Este video te puede gustar