Los alimentos que nunca debes darle a tu bebé

Cuando se trata de bebés y alimentos hay que tener mucho cuidado en establecer su dieta. Después de que tu bebé pasa la etapa de recién nacido y comienza a tener hambre de otros alimentos se debe elegir los alimentos correctos para su desarrollo y crecimiento. Si tiene dudas, consulta a tu pediatra. Por lo pronto, te compartimos la siguiente lista de los alimentos que nunca debes darle a tu bebé.

Miel

La miel puede ser deliciosa e inofensiva para ti, pero podría ser peligrosa para tu bebé. Este fluido dulce y vigoroso a veces está contaminado por la bacteria responsable de la transmisión del botulismo. Cabe recordar que el sistema inmune de tu bebé no está completamente desarrollado, por lo cual no tiene las defensas para repeler una amenaza como esta. Tu bebé puede estar en riesgo de asfixia o alergia al polen después de consumir este alimento.

Azúcar

El bebé no necesita consumir azúcar pues aunque no lo creas la leche materna ya la contiene. Una mejor opción para endulzar el alimento del bebé es mediante las frutas pues contienen endulzantes naturales. Además, el consumo de azúcar a temprana edad puede provocar la aparición de caries prematura.

Sal

La sal debe quedar totalmente descartada de la dieta del bebé. Es demasiado dañina para su salud y es un completo riesgo para sus riñones. A partir de un año se puede incluir sal a la dieta del bebé pero en mínimas cantidades y de preferencia que sea sal yodada.

Refrescos

El peor error que puedes hacer es darle de tomar refresco a tu bebé. Podría parecer divertido e interesante ver como tu bebé toma refresco, pero en realidad es muy dañino. Estas bebidas son altas en cafeína, azúcar y aditivos químicos que pueden provocar daños intestinales y gástricos a los bebés. Además, la cafeína produce problemas de sueño tanto en los adultos como en niños, en bebés ni se diga. Si quieres evitar que tu bebé se enferme y no duerma entonces mantén el refresco lo más alejado posible de su dieta.

Salchichas

Nunca le des una salchicha a tu bebé pues correría el riesgo de asfixiarse. Esto se debe al tamaño de las salchichas que son exactamente del mismo tamaño de la glotis del bebé.

Frutos secos

Los frutos secos son muy saludables para los adultos; sin embargo, debido a su tamaño los bebés y los niños pequeños podrían ahogarse con un trozo de estos. No se recomienda que los menores de cinco años ingieran este tipo de alimento.

Mariscos

Algunos tipos de mariscos contienen alto contenido de mercurio, un elemento que es producto de la contaminación. Su contenido de mercurio puede afectar el sistema nervioso del bebé.

Este video te puede gustar