Todo lo que siempre has querido saber de la erección de tu pareja

La erección es producto de una serie de fenómenos dinámicos en el organismo. Tiene relación directa con la entrada de la sangre al pene, en los cuerpos cavernosos. Hay diferentes tipos de erección y sus causas son distintas.

Lo que quieres saber de la erección

Es probable que poco sepas o hables del tema, pues hay a quienes les da pena mencionar algo al respecto. En la intimidad somos partícipes de una serie de reacciones en el cuerpo, pero a veces no tenemos ni la mínima idea de cómo suceden. Para que eso no pase, debes saber que la erección de tu pareja no es siempre la misma. Las causas de cada una son diferentes y a continuación las explicamos.

Psicógena

La erección psicógena nace de los centros nerviosos superiores, conocidos como cerebro y estructuras. Se origina a partir de la evocación de recuerdos eróticos y estímulos sensoriales (visuales, de olfato u oído). Las fantasías también la producen y todo tiene relación con una persona sexualmente deseable. El impulso nace en el cerebro y baja a través de la médula espinal hasta el pene, provocando la excitación.

Refleja

Nace gracias al estímulo táctil en los genitales, que viaja al centro de las erecciones en la médula espinal. El punto de origen específico es el glande del pene (zona erógena primaria del varón). Es una erección consciente porque llega al cerebro y causa el estímulo.

Nocturna o espontánea

Se le conoce así a los episodios normales de erección que se producen por la noche. No necesitan la estimulación erótica. Durante la noche hay de dos a cinco erecciones y demoran más en completarse que una de tipo psicógena. Son más fuertes que las erecciones logradas en el acto sexual y el periodo entre cada una es menor que las coitales. Se originan durante la noche, al despertar o en la mañana, cuando el cuerpo está en estado de relajación.

Sin importar el tipo de erección que sea, el cerebro es el que manda al pene y la forma de erección.

Este video te puede gustar