La homeopatía parece ser una buena opción para tu salud

Cuando escuchas la palabra “homeopatía” piensas de manera instantánea en los famosos chochitos. Este método medicinal se usa en más de 80 países. También se calcula que hay aproximadamente 300 millones de pacientes que recurren al tratamiento homeopático. A continuación te explico en qué consiste.

Efectividad del tratamiento homeopático

Es eficaz y rentable, más que la medicina convencional. Tan es así que podría integrarse en los programas de salud pública y tendría mucho éxito. A nivel mundial se sabe que hay más de 248 mil 400 doctores especializados en la rama de la homeopatía. Francia ocupa el primer lugar en cuanto al uso de este tratamiento para la salud. Alemania, Reino Unido, Bélgica y Suiza le siguen. En México, por ejemplo, se estima que hay 4 mil médicos homeópatas. Su efectividad en el mundo es bastante, además de la seguridad que promueve y la relación costo-efectividad. La investigadora Iris Bell, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Arizona, afirma que su eficacia es alta gracias a las nanopartículas de las materiales primas que se usan en la elaboración de los medicamentos.

La homeopatía es maravillosa

Los productos homeopáticos brindan una solución natural a la salud, pues su base son las hierbas medicinales. La homeopatía se sustenta en dos principios: 1) La sustancia provoca en el cuerpo los mismos síntomas que una enfermedad, con el objetivo de generar mecanismos curativos que le hagan frente. 2) El medicamento es más eficaz cuando se sumerge en una sustancia inerte, que puede ser alcohol, agua o azúcar. Esto es porque la homeopatía trabaja bajo la premisa de que estas sustancias “guardan en su memoria” la propiedad curativa de la materia prima. Cuando la medicina se diluye, solo una millonésima parte de la molécula inicial queda activa.

Hay personas que hasta el día de hoy catalogan a la homeopatía como pseudociencia. Sin embargo, los resultados parecen indicar que es una buena opción que puedes considerar a la hora de elegir tus fármacos.

Este video te puede gustar