¡Impresionante!: así cambia tu vagina cuando tienes un bebé

Cuando te embarazas, sólo te enfocas en lo “lindo” de esa etapa. Nunca piensas de manera consciente en todos los cambios que tendrá tu cuerpo y tu vida. Una de las principales afectadas es tu zona íntima. Cuando un bebé nace, cambia tu vagina más de lo que imaginas. Conoce más sobre las principales modificaciones que tendrá.

Maravilloso proceso

birth GIF

Como lo dijimos, el embarazo es un hermoso proceso en el que habrá muchas alteraciones físicas. Tu cuerpo y tu mente se preparan para la llegada de un nuevo ser. Después de dar a luz, el cuerpo sigue cambiando, como era de esperarse. La finalidad de que conozcas cómo cambia tu vagina es para que afrontes de la mejor manera esta situación.

Zona “aflojada”

ow GIF

Al momento del parto, la piel y los tejidos de la vagina se ensanchan lo suficiente para que el bebé pueda nacer. Obviamente, todo lo que se ha estirado, tiene que volver a su sitio, pero llevará tiempo. El lapso varía de unos meses hasta un año. Dependerá, en mucho, del cuerpo de cada mujer, de cuánto pesó el bebé y cómo fue el trabajo de parto. Los ejercicios de Kegel te ayudarán a fortalecer la zona pélvica. Es mejor si empiezas a practicarlos desde antes de embarazarte.

Dolor y resequedad

hick GIF

Después del parto, algunas mujeres experimentan dolor o ardor en la vagina. Dependerá de ciertos factores, como si hubo desgarros o le hicieron la episiotomía. Además, la resequedad después del parto es muy común. La lactancia es la causante de ello, pues disminuyen los niveles de estrógeno. Al finalizar la lactancia, los niveles se restauran y se recupera la lubricación.

Sangrado

lion king manip GIF

Luego de dar a luz, el cuerpo elimina loquios, que son flujos de sangre. Se limpia la vagina de todo los residuos que quedaron después del paso del bebé, por así decirlo. Conforme transcurren las semanas van cambiando de color y consistencia. Este sangrado es normal, por lo que no debes preocuparte. Sólo debes estar atenta a si sientes dolor, picazón o el olor es muy fuerte y desagradable.

Además de los ejercicios  de Kegel es importante que descanses lo suficiente después del parto para que tu cuerpo recupere su forma y su fuerza.

Este video te puede gustar