Mi hijo tiene una ETS, ¿cómo lo ayudo?

Muchas personas e incluso la industria farmacológica se han centrado en la prevención del embarazo. Sin embargo, algo aún más importante es preocuparnos por el tema de las enfermedades de transmisión sexual. Cada año, la cifra de contagios sube y la edad en que éstas son contraídas baja. Tal vez tu hijo se contagió de alguna enfermedad y no sabes cómo ayudarlo.  Si éste es el caso, estos consejos pueden ayudarte.

Habla con tu hijo acerca de lo que está sucediendo

Antes que juzgarlo o regañarlo, piensa en la situación que está pasando. Piensa que no necesita pasar por más estrés o angustia. Lo mejor que puedes hacer es platicar con él de forma clara, calmada e informada. Por ello debes acudir con un especialista para que te informes acerca de lo que está sucediendo.  Habla de enfermedades, forma de contagio y también de los posibles tratamientos. Así te será más fácil hablar con tu hijo.

Busquen más de una opinión

En general, cometemos el error de hacerle caso a la primera opinión médica que escuchamos. En consecuencia, nos perdemos de tratamientos e información más acertada. Incluso podríamos arriesgarnos a un mal diagnóstico. Por eso, te recomiendo que por lo menos acudas con dos doctores. De esa forma tendrás dos perspectivas para combatir esa enfermedad. Así mismo es necesario que acudas con un especialista. Él sabrá orientarlos en todo momento de la mejor manera: profesional y responsablemente.

Después de solucionar el problema, haz que vaya con especialista

Cuando tu hijo se encuentre reestabecido, lo siguiente será orientarlo en su vida sexual. No se trata de que le digas lo que tiene que hacer o no, sino que lo lleves con un especialista de planificación familiar. De esa forma sabrá acerca de los métodos anticonceptivos, sus riesgos y sus ventajas. De esa forma te aseguras de que no pasará por lo mismo otra vez.

Este video te puede gustar