Frutas: unas son tus enemigas y otras son tus aliadas

Hoy en día, el papel de la dieta ha tomado importancia para muchas personas. Se sabe que tener un estilo de vida saludable no consiste solo en hacer ejercicio, sino en cuidar lo que se come. De acuerdo a la lógica, creemos que muchos ingredientes son saludables, pero nunca nos preguntamos hasta qué punto. Aunque no lo creas, algunas frutas son tus enemigas si lo que buscas es mantener tu peso.

Las frutas en tu vida

Algunas frutas contienen un alto nivel de azúcar, lo que impide que tengas el cuerpo de tus sueños. Por ejemplo, un vaso de jugo de naranja natural contiene alrededor de ocho cucharadas de azúcar. Así que si consumes todos los días jugo, de nada sirven las rutinas extremas para bajar esa lonjita. La solución está en que dejes de beber jugo de esa fruta.

Estas sí te ayudan

  • Plátano. No te hace engordar porque los carbohidratos que contiene no los absorbe el organismo.
  • Manzana verde. Su alto contenido de fibra te ayuda a sentir saciedad y evita que comas de más.
  • Aguacate. No tiene azúcar, pero sí mucha fibra y proteínas que te ayudan a tener el vientre plano.
  • Coco. Te ayuda a sentir saciedad, mientras quema la grasa de tu cuerpo.
  • Fresa, arándano y moras. Eliminan la ansiedad.
  • Pomelo o toronja. Evita la retención de líquidos, depura el organismo, cuida tu hígado y disuelve la grasa innecesaria.
  • Papaya. Combate los parásitos intestinales causantes del exceso de apetito. Contiene vitamina C y ácido fólico.
  • Limón. Depura la sangre y quema el exceso de grasa.
  • Jitomate. Rico en potasio, el cual reduce el nivel de sodio y evita la retención de líquido en el organismo.

Estas otras son tus enemigas

  • Piña. Tiene mucha azúcar y poca fibra.
  • Uva. Posee alto contenido de azúcar, debe consumirse con moderación.
  • Mango y pera. Contienen mucha fructosa (tipo de azúcar que más engorda, principalmente en la zona del abdomen).

Antes de agregar cualquier fruta a tu dieta, investiga si es de tus enemigas. No olvides consultar a tu médico.

Este video te puede gustar