Errores que estás cometiendo en tus entrenamientos de HITT

Debes ser muy cuidadosa al realizar tus entrenamientos de HITT, pues, como sabes, no se comparan a otro tipo de rutinas de ejercicio. Estos simples errores pueden costarte la salud de tus huesos o articulaciones. Nadie quiere una lesión durante el ejercicio. Por eso te comparto esta lista de errores que debes evitar ¡ya!

No calentar lo suficiente

El entrenamiento de HITT es muy exigente y definitivamente no es buena idea entrenar después de levantarte o sin haber hecho algún tipo de calentamiento previo. Tus conexiones neuromusculares no están trabajando tan bien como deberían, y si omites el calentamiento podrías hacer un máximo esfuerzo. Como consecuencia podrías lesionarte o sufrir un esguince. Es muy importante que calientes antes de comenzar la rutina. Te recomiendo movimientos funcionales dinámicos que son similares a los movimientos que harás en un entrenamiento. Por ejemplo, las estocadas laterales lentas y controladas.

Planear rutinas muy largas

Aunque no lo creas, un entrenamiento HITT puede durar desde cuatro a 20 minutos, porque es un poco intenso. En realidad, no deberías pasarte de los 30 minutos si realmente te estás presionando durante los intervalos de trabajo. Además, entrenarás más tiempo, pero no de manera más efectiva, lo que transforma tu entrenamiento en una pérdida de tiempo.

Olvidas el tiempo de recuperación

Los entrenamientos HITT son muy pesados y no tomarte el tiempo de recuperación puede ser dañino para tu cuerpo. Hay personas que prefieren tomarse solo cinco segundos para recuperarse pues “pierden” la intensidad del entrenamiento. Sin embargo, lo ideal es que sean intervalos de unos cuantos minutos antes de regresar con la rutina. Así podrás hacer cada ronda de trabajo con más intensidad.

Progresar demasiado rápido

Es probable que puedas hacer todo tipo de entrenamientos; sin embargo, no es excusa para que lo hagas demasiado rápido. Al cometer este error podrías provocar una lesión incluso durante una sesión inicial. Necesitas comenzar lenta y gradualmente para que tu sistema se adapte a estos movimientos.

Este video te puede gustar