¿Eres de las que comen rápido?, tienes que leer esto

A veces, el trabajo y los quehaceres del día a día nos desajustan nuestro horario. En ocasiones, las prisas hacen que no comas o, si lo haces, es a un ritmo rápido. Sin embargo, eso es malo para ti y tu salud. Si eres de las personas que comen rápido, necesitas pensarlo dos veces.

Beneficios para tu salud

Cuando aprendes a respetar los tiempos, pones atención a lo que comes, no hablas y te concentra en el momento, tienes beneficios físicos y psicológicos. Para conseguirlos debes darle la importancia debida a tus alimentos. Hay ciertos hábitos que debes adquirir para no afectar tu salud.

¿Qué deben hacer quienes comen rápido?

Adapta tus hábitos alimenticios a las necesidades de tu cuerpo. Aprende a escucharte a ti misma para estar en armonía. Lo primero que debes hacer es pensar si realmente tienes hambre o es sólo un antojo. Cuando se trata de una sensación emocional se cubre con antojos.

Horarios

Si estableces rutinas en tus actividades, tu cuerpo funciona mejor. Así como debes respetar tu rutina de sueño, debes hacer lo mismo con tus comidas. Si respetas los horarios de tus alimentos, evitarás comer cualquier cosa entre comidas.

Sin hablar ni hacer otra cosa

Agradece los alimentos y come en silencio. Si lo haces, pones completa atención a lo que comes y disfrutas de todos sus beneficios. Debes comer en un lugar donde el ambiente esté tranquilo, sin teléfono, televisión o cualquier distracción. Enfócate en tus alimentos y olvídate de interactuar con cualquier persona. Al principio puede ser complicado, pues estamos acostumbrados a charlar mientras comemos, pero no es lo mejor. Platicar mientras comes te hará comer de más sin que te des cuenta.

Frutas y verduras

Entre más alimentos saludables escojas, mayores beneficios recibirá tu organismo. Tu cuerpo tendrá los nutrientes necesarios y no sólo los demostrará tu salud. Elimina de tu dieta los alimentos azucarados, procesados y grasosos,  y notarás la diferencia.

Este video te puede gustar