El estilo de vida que favorece tu fertilidad

Sin duda, lo mejor para mantenernos bien es llevar un estilo de vida saludable. Esto nos ayuda en todos los aspectos: mental, físico y emocional. De hecho, incluir bueno hábitos en nuestro día a día también ayuda a nuestra salud reproductiva. Por eso, te invito a conocer el estilo de vida que favorece tu fertilidad.

Hacer actividad física

Es importante que muevas tu cuerpo realizando actividad física con frecuencia. Practicar algún deporte es la mejor opción, aunque no la única. Realizar un poco de ejercicio cardiovascular y de resistencia, ya sea en el gimnasio, en tu casa o en el parque, también es una gran alternativa. Además de mantenerte en forma, esté hábito reduce la probabilidad de padecer obesidad.

Comer saludable

Ingerir alimentos saludables es parte de un estilo de vida que favorece tu fertilidad. Llevar una buena alimentación es una manera de prepararte para tener un embarazo exitoso. Al concebir, tu cuerpo sufre cambios drásticos que es posible mitigar con una nutrición adecuada.

Llevar un adecuado control de peso

Controlar efectivamente tu peso es otro hábito que debes tener en cuenta si tu meta es concebir. Unos kilos de más o menos pueden dificultar un embarazo. Los riesgos son tanto para el bebé como para la madre. Un peso adecuado favorece tu fertilidad y previene partos prematuros o presión arterial alta.

No fumar ni beber

Lo ideal es que nunca consumas tabaco ni alcohol para tener una buena fertilidad, pero sabemos que ambas son sustancias a las que de pronto es inevitable decirles que no. Sobre todo durante las fiestas o cuando estás con amigos. Sin embargo, necesitas estar consciente de que pueden causarte dificultades para concebir, además de que aumentan el riesgo de aborto y parto prematuro.

Ir al ginecólogo

Visitar al especialista es un hábito fundamental de un estilo de vida saludable, por eso no debes perderlo de vista. Él te informará si estás lista para el embarazo y te hará recomendaciones personalizadas que te preparen para el gran paso.

Como ves, no es tan difícil llevar un estilo de vida saludable. ¡Empieza ahora!

Este video te puede gustar