Dormir desnuda te brinda muchos beneficios, descúbrelos…

¿Alguna vez has intentado dormir desnuda? Hay hábitos que te brindan grandes beneficios si los sigues correctamente. Uno de ellos es dejar a un lado la pijama a la hora de ir a dormir. Sí, aunque parezca extraño, esa acción tan sencilla que puedes hacer en la comodidad de tu cama, puede ayudarte a prevenir varios problemas de salud. ¿No me crees? Te invito a seguir leyendo.

El cuerpo se relaja

Dormir desnuda te ayuda a regular la temperatura corporal. Cuando la temperatura aumenta no se duerme de manera correcta. La revista científica Sleep Medicine Reviews publicó un estudio en el que se descubrió que la temperatura elevada altera el ritmo cicardiano, lo que complica conciliar el sueño. Dormir desnuda es una opción viable con la que tendrás un sueño reparador. Si tienes pareja, también te ayudará a que tu presión arterial disminuya.

Menor riesgo de enfermedades

Si te encuentras desnuda en un ambiente tranquilo, tu sueño será mejor. Además, el riesgo de ataques cerebrales o cardíacos disminuye. Ten presente que no dormir bien lleva a padecer complicaciones en la salud. Quienes duermen menos de seis horas por noche tienen más probabilidad de sufrir diabetes tipo 2 o algún mal cardíaco.

Dormir desnuda mejora tu vida sexual

Si vives con tu pareja, métete a la cama desnuda con él y lograrán tener mayor sentido de unión. El contacto piel con piel provoca la liberación de oxitocina (hormona que aumenta el sentimiento y lazo de confianza). Además, de esta manera puede lograrse la excitación. Dormir desnuda también ayuda a que el aspecto de la piel mejore. Dejar la piel sin ropa ayuda a que esta respire y aumente el flujo de aire en los genitales. Lo anterior previene las infecciones por hongos.

Si nunca lo has hecho, intenta dormir desnuda, notarás muchas mejorías en tu cuerpo. No olvides también acostarte a horas prudentes para que tu salud no se perjudique.

Este video te puede gustar