Dieta rica en fibra para bajar de peso

Si deseas bajar de peso pero no te llama la atención una dieta super estricta, una alimentación rica en fibra será el mejor primer paso que puedas dar. Haciendo pequeños ajustes en tu alimentación diaria podrás comenzar a bajar de peso rápidamente y equilibrar tu digestión.

Cómo actúa la fibra contra las grasas

Al comenzar una alimentación rica en fibra podrás depurar naturalmente tu organismo para que tus órganos funcionen bien. Así será mucho más fácil comenzar a perder grasa. La fibra no es digerida por nuestro organismo. En realidad solo la expulsamos arrastrando las sustancias perjudiciales y toxinas de nuestro cuerpo. La fibra ayuda a acelerar nuestra digestión además de evitar que la grasa se almacene en nuestro cuerpo. Además de expulsar la grasa, una dieta rica en fibra nos ayudará a mantenernos saciadas y a que comamos menos. Esto es excelente pues previene que nos demos grandes atracones de comida.

Tipos de fibra

Existen dos tipos de fibra: la soluble y la insoluble. La fibra soluble evita problemas cardíacos, colesterol elevado y mejora la digestión. Muchas frutas y granos integrales poseen fibra soluble. La fibra insoluble es la que causa la sensación de plenitud y saciedad. Las hortalizas, los vegetales, el pan integral y la fibra de trigo son algunos ejemplos de fibra insoluble. Por lo tanto lo ideal es tener una dieta rica en fibra de ambos tipos.

Cómo empezar a incorporar la fibra a tu dieta

Al empezar a incorporar fibra en tu alimentación puedes llegar a sentir cólicos, gases o hinchazón en el estómago. Por eso el aumento debe ser paulatino. Puedes evitar estos inconvenientes aumentando tu ingesta en porciones pequeñas durante un periodo largo. Se recomienda comenzar por comer un solo alimento rico en fibra y luego de unos días o una semana ingerir uno nuevo. Además, es vital que te mantengas hidratada pues así asimilarás mejor la fibra y no producirás gases.

Este video te puede gustar