Deja de poner excusas; aprende cómo ponerte en forma con muy poco presupuesto

Excusas hay muchas y la más frecuente es no tener el suficiente presupuesto para asistir a un gimnasio o a clases de lo que nos gusta. Afortunadamente hay muchas maneras de ponerte en forma con muy poco presupuesto.

Después de aplicar estos cuantos consejos no podrás quejarte de no tener medios para ejercitarte. Organiza bien tus finanzas para poder contar con todas las herramientas para triunfar en tus propósitos.

Empieza sin un quinto

Vas a empezar a hacer ejercicio sin gastar un solo centavo. Si de verdad deseas bajar de paso y tener una mejor condición física, el dinero no es problema: camina en un parque. Mientras vayan pasando los días y tu condición física mejor podrás comenzar a trotar. Realmente solo hace falta un poco de  esfuerzo para que alcances tu meta de hacer más ejercicio. ¿Quieres una clase de yoga, pilates, pole dance o lo que más te agrade? En internet hay cientos de tutoriales y videos en internet para hacer ejercicio en casa. No tendrás que salir de casa para practicarlo, mueve tus muebles y comienza a hacer ejercicio. Comienza de esta forma, así dentro de un mes estarás lista para dar el siguiente paso.

Segundo paso: hora de elegir

Cuando hayas cumplido un mes de ponerte en forma con muy poco presupuesto, será hora de escoger. Ya que has tenido disciplina siguiendo tus entrenamientos en línea a diario, puedes guardar algo de tu dinero para comprar herramientas básicas que te ayudarán a mejorar tus entrenamientos, o bien considerar la entrada a un gym. Todo esto depende de tu ingreso. Piensa qué es lo más factible de acuerdo a tus posibilidades.

Recuerda que esto ya no es un gasto, sino una inversión a largo plazo. Tener herramientas en casa es el segundo paso para ponerte en forma con muy poco presupuesto. El mejor momento para hacer esta inversión es cuando ya lleves un mes haciendo ejercicio sin ningún tipo de herramienta. De esta forma te aseguras de que vas a usar los accesorios, pues ya te has habituado a una rutina. Ahora lo que resta es incorporar elementos para darle variedad. Lo peor que puedes hacer es comprarlas y dejarlas en un rincón para que acumulen polvo.

Kit básico

Construye un kit básico para hacer ejercicio en casa comprando herramientas accesibles. Aquí te dejo una pequeña lista de cosas que necesitas para volver más intensos y mejores tus entrenamientos:

  • Fitball, una pelota de estabilidad te ayudará a obtener fuerza y resistencia.
  • Tapete de yoga, super importante para no hacer los movimientos en el piso.
  • Cuerda para saltar, no hay mejor ejercicio cardiovascular que este.
  • Mancuernas, te recomiendo comprarlas de un peso considerable. Evita las de bajo peso que no requieren tanto esfuerzo, tu cuerpo necesita un poco más de peso para avanzar.

Metas

No dejes el ejercicio, acostúmbrate a hacerlo todos los días. Verás: esta no solo es una buena idea para verte más guapa. De hecho, es una inversión a largo plazo, mientras más sana estés el día de hoy, evitarás más enfermedades mañana. Ponte metas pequeñas que puedas ir cumpliendo poco a poco. No te desesperes, es impresionante cómo el cuerpo se puede ir ajustando a nuevos retos. Una vez que veas resultados no podrás dejar de hacerlo.

Ánimo, ponerte en forma no es tan difícil como a veces parece. Hay una palabra que puede ayudarte a concentrarte en tus objetivos: constancia.

Este video te puede gustar