Cosas que debes hacer (y no) para que funcione tu anticonceptivo

Los métodos anticonceptivos nos salvan la vida. Gracias a su uso podemos disfrutar de una vida sexual plena. Claro que necesitamos usarlos adecuadamente para que funcionen a la perfección. En este sentido, hay ciertos hábitos que disminuyen su eficacia.  Esto es lo que debes y no deber hacer para que tu anticonceptivo funcione.

Elige un anticonceptivo ligado a tu estilo de vida

 Es muy importante que a la hora de elegir un método anticonceptivo seamos honestas. Todos nuestros hábitos cuentan, por ejemplo: el número de parejas sexuales. También debes considerar si eres alérgica a algún componente de los tratamientos hormonales. O al material del preservativo, puede ser que seas alérgica al látex. También debes pensar en tu historial clínico y en el de tu familia.

 Jamás uses más de un método a la vez

 Es muy peligroso utilizar más de un método hormonal a la vez. Toma en cuenta que la mayoría de los anticonceptivos te causan un terrible desajuste. En este sentido sufres cambios de humor, tu ciclo se vuelve irregular, etc. Ahora, ¿te imaginas que sucedería utilizando dos métodos a la vez? Conocí a una chica que tomaba la pastilla del mes y se colocó un implante subdérmico. Durante un mes continuó su vida con ambos métodos. En consecuencia, tuvo que  someterse a un tratamiento para desintoxicarse del exceso de hormonas.

Debes hacer ejercicio y comer bien

Si te has decidido por un tratamiento hormonal es importante que te cuides aún más. Recuerda que esas hormonas extras saturan tu organismo. En consecuencia, tu energía y rendimiento en tus actividades cotidianas disminuye. Para contrarrestar los efectos de las hormonas lo mejor siempre será hacer ejercicio y comer saludablemente. Mediante el ejercicio, tu cuerpo se libera de las hormonas y regula sus sistemas. Además, equilibra los cambios de humor. En cuanto a la alimentación, esta nos ayudará a mantenernos saludables.

Este video te puede gustar