Conoce las verdades sobre la buena digestión

Algunos factores de tu vida diaria como la alimentación, el ejercicio o el estrés pueden afectar tu digestión provocando su mal funcionamiento y malestares estomacales. Aquí te contamos algunas verdades sobre la buena digestión para que cuides de tu cuerpo correctamente.

La frecuencia de ir al baño

Muchos médicos afirman que el promedio de evacuación es de dos a tres veces por día, básicamente después de cada comida. Una frecuencia menor puede ser señal de estreñimiento.

Los malestares al viajar

Si sufres estreñimiento o dolor en la parte abdominal cuando viajas, se debe a la disminución del consumo de alimentos con fibra. Por lo general suele consumirse más alimentos chatarra o muy condimentados durante el camino. Otros factores que afectan a tu digestión son los cambios de horario y los cambios climáticos, pues, por ejemplo, demasiado calor puede descomponer la comida, etc. Lo mejor que puedes hacer es consumir muchos líquidos o consumir más fibra.

La espera después de comer para entrar al agua

De seguro has escuchado alguna vez “¡no te metas al agua después de comer!” o que debes esperar una hora para entrar a nadar. La respuesta real es que se trata de un mito y no afecta en lo absoluto tu digestión. Se dice que al nadar después de comer ocurre un corte de digestión, pero en realidad es una hidrocución. Significa que la diferencia brusca de temperatura cuando el cuerpo entra en el agua desencadena un reflejo que inhibe la respiración y la circulación.

Los mejores alimentos

Para tener una buena y saludable digestión los alimentos altos en fibra son los mejores para este trabajo. Como por ejemplo frutas y verduras, cereales, nueces, arroz, pan integral entre otros. Consume al menos 25 a 30 gramos de fibra por día para acelerar el tránsito intestinal.

Los peores alimentos

Para no sufrir malestares digestivos evita consumir en exceso los alimentos fritos o altos en grasa, como por ejemplo la comida chatarra que puede caer pesada al estómago. También los pimientos picantes, el alcohol y los lácteos que pueden provocar dolor estomacal.

Este video te puede gustar