Con esta rutina de pierna lograrás lo que tanto deseas

Las piernas forman uno de los grupos musculares más grandes de todo el cuerpo, aprender a fortalecerlas es realmente sencillo. Si ya te aburrió la rutina de pierna para el gym que realizas desde hace un mes, intenta estos ejercicios. Te voy a explicar cuáles son los mejores ejercicios para practicar. Las rutinas de pierna para el gym no solo te dan un aspecto más estético; de hecho, te ayudan a mejorar en el deporte que practiques. Los ejercicios más efectivos son los siguientes.

Ejercicio con barra

Apoya la barra en tus hombros y encuentra el punto de equilibrio con ella. Tus pies deben estar a la anchura de los hombros, mantén la espalda bien derechita y la cabeza viendo hacia el frente. Con los pies ligeramente hacia afuera, manteniendo esta postura inhala y comienza a flexionar las rodillas para bajar la barra hasta llegar a un ángulo de 90º. Recuerda que las rodillas no deben sobrepasar los dedos de tus pies.

Peso muerto

Este ejercicio es maravilloso, pues no encontrarás ningún otro que utilice todos los músculos del cuerpo. Trabajarás tus piernas, pero también tu columna vertebral. Con tus pies separados a la altura de tus hombros, flexiona las rodillas y lleva tu tronco hacia abajo mientras mantienes espalda y brazos rectos. Sujeta la barra con las manos hacia abajo. Durante la bajada endereza la cadera y empuja hacia atrás, puedes flexionar ligeramente las rodillas.

Sentadillas con barra frontal

Sujeta la barra apoyándola en la parte superior del pecho. Mantén una postura de squat para soportar el peso de la barra. Recuerda que tus pies deben estar a la altura de tus caderas. Manteniendo esta postura recta, inhala y flexiona las rodillas hasta bajar a un ángulo de 90°. Exhala y eleva la cadera hasta regresar a la postura inicial.

Lunges

Este ejercicio es de los mejores para aumentar músculo y elevar el ritmo cardíaco. Si tu objetivo es conseguir músculos más grandes, puedes practicar las zancadas o lunges con un par de mancuernas. Coloca tu pierna derecha frente a la pierna izquierda manteniendo el equilibrio. Con la rodilla derecha flexionada a 90° y la izquierda por detrás sosteniendo tu peso, baja lentamente y regresa a la posición inicial. Puedes hacer muchas variaciones de este mismo movimiento, ya sea brincando o cambiando cada vez de pierna.

Este video te puede gustar