Aprende a detectar la depresión posparto y a sobrevivir a ella

Todo mundo, o casi todo, piensa que el embarazo es una etapa maravillosa. Puede serlo para quien lo vive desde afuera. Hay ocasiones en las que mamá es la que verdaderamente sufre los estragos de un embarazo. Es importante que aprendas a detectar la depresión postparto para que sepas cómo manejar la situación o ayudes a quien pase por algo así.

¿Todo es felicidad?

Al llegar el bebé al mundo, todos se sienten felices, todos menos la madre. ¿Por qué sucede eso si se supone que debe ser una etapa de felicidad en su vida? Esto es una situación que afecta a más mujeres de las que imaginas en todo el mundo. A ese malestar se le conoce como tristeza después del parto, depresión postparto o baby blues. Las emociones se alteran y se presentan las ganas de llorar, la desdicha, preocupación, inseguridad o fatiga.

Cómo detectar la depresión postparto

Se diferencia de otros factores como estrés o cansancio porque te impide realizar tus actividades de manera normal. De acuerdo a la Asociación Estadounidense de Psiquiatría, la depresión postparto puede empezar en las semanas siguientes del nacimiento del bebé. Los síntomas más frecuentes son:

  • Tristeza profunda, sentimiento de vacío o desesperanza.
  • Llanto constante y pérdida de interés en las actividades regulares.
  • Problemas de sueño.
  • Pérdida de apetito o consumo excesivo de alimentos.
  • Sentimiento de culpa o inutilidad, además de agitación o pereza.
  • Dificultad en la toma de decisiones.
  • Irritación o enojo, además de desinterés incluso por cuidar al bebé.

Causas y factores que afectan

La depresión postparto se origina por una combinación de factores hormonales, ambientales, emocionales y genéticos. La ansiedad o tristeza también pueden desencadenar esta situación. La depresión postparto se diferencia de la depresión porque la primera ocurre sólo después de tener un bebé. Hay mujeres que tienen más riesgo de desarrollar depresión postparto. Los factores de riesgo son:

  • Depresión o ansiedad en el embarazo, así como un parto traumático.
  • Dar a luz prematuramente o dificultad al amamantar al bebé.
  • Embarazo no deseado o planeado.
  • Bebé con malformaciones congénitas o problemas médicos.
  • Antecedentes familiares de problemas psiquiátricos.
  • Violencia doméstica o desempleo.

Cómo sobrellevar la depresión

  • Mímate y déjate consentir por tus seres queridos.
  • No te exijas demasiado.
  • Si no puedes con todo, pide ayuda, eres humana y se vale que no puedas siempre sola.
  • Descansa lo más que puedas.

Este video te puede gustar