Activa tu suelo pélvico y disfruta más la intimidad

Casi todas las actividades que realizas implican el trabajo de tus músculos. El simple hecho de mantenerte de pie, mover los brazos o piernas, toser, estornudar o respirar hacen que trabajen en conjunto los músculos abdominales y del suelo pélvico.

This bed is not comfortable as I thought

Si esta musculatura se debilita, puedes tener problemas no solo en la intimidad. También es posible que experimentes dolor de espalda o incontinencia urinaria. Así que debes fortalecer esta parte para evitar esas consecuencias.

¿Qué es el suelo pélvico?

Beckenheben Krftigung Bein-Ges und Rckenmuskulatur

Se construye por pequeños músculos que al contraerse funcionan como uno solo. Cierran y elevan los órganos internos de la pelvis (uretra, vagina y ano). Sin embargo, también cumplen una función importante en las articulaciones de la pelvis.

La musculatura del suelo pélvico trabaja en conjunto con el abdomen. Así puedes realizar todas las acciones cotidianas de manera correcta. En caso de que no las realices del modo adecuado es probable que sufras trastornos como la incontinencia.

sitting - in the toilet

En tu ajetreo diario quizás no te has percatado de su labor en equipo. Sólo es necesario que contraigas el suelo pélvico y notarás cómo se activa la musculatura del abdomen. Lo mismo pasa al contrario, por eso es importante que las mantengas en forma.

¿Cómo se relaciona el suelo pélvico con la intimidad?

Image of heterosexual partners passionately having sex

Durante las relaciones sexuales, en el momento más intenso se estrecha tu zona íntima como consecuencia de la tensión que proporciona el músculo pubococcígeo. Este músculo se contrae rítmicamente durante el orgasmo y en los casos en que está debilitado, la sensación del orgasmo es casi nula. Cuando los músculos están fuertes y firmes las terminaciones nerviosas intensifican las sensaciones durante el sexo. Entonces disfrutas más en la intimidad.

liebe

Además, al estar excitada, se produce mayor fricción en las paredes vaginales con el pene. En consecuencia, tendrás mayores sensaciones y las posibilidades de llegar al orgasmo más fácilmente se incrementan. El aumento de la circulación en la sangre, la lubricación y la tensión adecuada del músculo pubococcígeo son factores que influyen de manera positiva en la salud de tu suelo pélvico.

Ahora ya lo sabes, si tonificas tu zona pélvica disfrutarás más el momento de la intimidad. Mejorarás las sensaciones en tu clítoris y en tu zona íntima.

Este video te puede gustar