Vestidos que nunca pasarán de moda; ¿ya los tienes?

¿Estás cansada de tirar vestidos que en su momento fueron lo máximo? Por ejemplo, aún recuerdo las prendas de seda que eran lo último de la moda. Ahora esas prendas han pasado en el fondo de nuestro guardarropa o incluso en la basura. Después de organizar tu guardarropa otra vez, te has dado cuenta de que te quedan pocos vestidos. ¿Sabes por qué? Pues porque siempre compras la ropa de temporada y no la básica. Evita que esto vuelva a sucederte. Estos son los vestidos que nunca pasarán de moda y en los que vale la pena gastar.

Little black dress

El little black dress es una prenda que no puede faltar en tu guardarropa, pues jamás pasarán de moda. Lo que hace que esta prenda sea amada por muchas mujeres es por su gran versatilidad, ya que puedes usarla en un estilo casual y un estilo muy elegante. Todo depende de cómo la combines. Por ejemplo: si lo quieres usar para ir a la escuela, tan solo debes combinarlo con tus tenis favoritos o botines. Sin embargo, si no tienes idea de qué usar en una cita romántica, cena familiar o incluso una fiesta de cóctel, puedes usar este vestido y combinarlo con un maxicolllar elegante y tus stilettos.

Vestido rojo

Siempre ha sido famoso por su estilo elegante, clásico y elegante. Ideal para ocasiones especiales; como por ejemplo: cenas formales, eventos elegantes y fiestas de cóctel. Sin duda volverás loco a cualquier hombre cuando uses un vestido rojo. Y claro, serás el centro de atención. Encontrarás muchísimos estilos de estos vestidos, desde escotados en la espalda hasta de encaje y manga larga. Son ideales para cualquier estación del año, así que no tienes excusa para no usar un vestido rojo.

De denim

Estos vestidos jamás pasarán de moda, sobre todo en la temporada de primavera-verano pues son perfectos para estos días calurosos. Combina este vestido con unas hermosas sandalias, tenis o flats. Cómo tip, agrega accesorios largos como collares y aretes para darle un toque más femenino.

Camisero

Y por último, el vestido que han usado nuestras madres cuando eran jóvenes y que todavía sigue de moda. Se trata de nada más y menos que el vestido camisero. Prácticamente es como una camisa con corte de mujer que llega hasta las rodillas. Me encanta porque tiene una gran variedad de colores y estampados. Además, puedes usarlos para una salida casual o incluso para ir a la oficina.

Este video te puede gustar