Prendas prohibidas en tu disfraz si eres una chica curvy

En general las chicas rellenitas detestan la ropa ajustada en ciertas zonas problemáticas, y elegir un atuendo para Halloween no es la excepción. Aquí te contamos que prendas y accesorios evitar en tu disfraz si eres una chica curvy. Hay ciertas reglas que las chicas con este tipo de cuerpo ya conocen, pero no está de más recordarlas para no lograr el efecto contrario al que se desea. Pon mucha atención si lo que estás buscando es lucir una silueta envidiable para la Noche de Brujas.

Huye de la ropa ajustada en el vientre

El chiste al elegir un disfraz es ver la forma y el estampado de cada vestimenta para sacarle provecho a las zonas favorables de tu figura. Acentúa tu cadera, las piernas y el busto. Por el contrario, huye de la ropa ajustada en el vientre y bajo vientre. Es decir, vestidos o faldas que se ajusten demasiado a esta zona, pues podrías verte robusta y no sexy, que es lo que estás buscando. Para eso es importante que compres la talla correcta, ni muy holgada, ni muy ajustada.

Accesorios prohibidos si eres una chica curvy

Los artículos sado son un recurso de mal gusto en la mayoría de los disfraces (incluso si tienes una talla skinny). Es común ver a muchas chicas en fiestas de Halloween disfrazarse como conejita Playboy, y aunque hay con quien va muy bien, en las chicas curvy es mejor no hacerlo. Otro accesorio que debes de evitar son las aplicaciones en charol y las cadenas gruesas.  

¡Lo que sí se vale!

Piensa en el disfraz que te gustaría y sé honesta contigo. Si te gusta, adelante. Te aconsejamos que si vas a usar unos leggings (para llevar un disfraz de Gatubela o Batichica) optes por unos  gruesos, de piel o cuero para no dejar en evidencia tu ropa interior o la piel de naranja. Recuerda usar tu talla, nada más grande, ni muy ajustado.

¿De qué te vas a disfrazar?

Este video te puede gustar