Prendas para cuando dices: “no tengo nada que ponerme”

Tal vez en más de una ocasión has expresado: “no tengo nada que ponerme”, o has escuchado a alguna amiga, hermana o mujer cercana decirlo. ¡De verdad! Es una de las cosas más ilógicas que podemos decir y se usa en el día a día. Hay prendas que pueden ayudarte en esos momentos para que no te quiebres la cabeza.

“No tengo nada que ponerme”

Really? Si en alguien no aplica esa famosa frase es en nosotras. Siempre que vamos a las tiendas compramos prendas que muchas veces no necesitamos “por si acaso”. Más bien, hay momentos en los que no se nos ocurre ninguna combinación de diez. Tranquila, hay prendas que pueden ayudarte a lucir muy bien sin tanto problema.

Suéter holgado

Un suéter holgado puede ayudarte a adquirir un look relajado sin tanto problema. Puedes usar algunos modelos con una playera debajo y otros con un coqueto bralette. No necesitas más que tus jeans favoritos, unos tenis o botines y un suéter holgado. Con un chongo semidespeinado es más que suficiente para obtener un look original. Además, no necesitas un maquillaje muy producido para darle el toque final.

Camisa a cuadros

Una camisa a cuadros siempre puede ser tu mejor aliado para un look original. Sin importar si quieres verte tradicional o a la moda, úsala. Lleva tu camisa cerrada o abierta con una playera locochona debajo. Acompáñala con unos jeans, leggings o pantalón de cuero. Para calzarte, puedes recurrir a los botines, botas o tenis.

Vestido

Un vestido de algodón o mezclilla siempre te ayudará a evitar el “no tengo que ponerme”. Ya sea para una salida casual o algo relajado con tus amigos o novio. Lo mejor es que estos vestidos se ven increíbles con tenis, así que la comodidad estará de tu lado.

Pantalón negro

Aunque no lo creas, un pantalón negro puede darle una vista completamente diferente a tu look. Sin importar si es de cuero o mezclilla, úsalo sin miedo; así como tus leggings. Obtendrás outfits maravillosos en todo momento.

Este video te puede gustar