Nunca, jamás, vistas a tu hija así

Hay prendas que nunca, jamás, deberías ponerle a tu hija. Sabemos que hay diseños super bonitos de ropa para ellas, pero a veces simplemente pueden hacerlas ver como adultas chiquitas. A veces nos dejamos llevar por alguna prenda o conjunto que nos gusta mucho, pero recuerda que son niñas y es mejor vestirlas como tal. Algunos conjuntos simplemente será mejor dejarlos para cuando crezca.

Pantalones ajustados

Ellas siempre querrán imitar a su mamá, pues claro, es lo máximo para ellas, y no pueden esperar a usar todo la ropa bonita que ella usa… ¡Incluidos los pantalones ajustados! Este tipo de prenda, además de ser inapropiada para una niña pequeña, la hace ver como una adulta en versión miniatura. Sobre todo si lo combinas con una blusita fajada y cinturón. Ni hablar de la incomodidad ni de los problemas de higiene que puede tener con este tipo de prenda.

Toda de negro

A menos que quieras que parezca que tu pequeña hija va a un funeral, evita un look completamente negro. Sabemos lo bien que funciona en adultas. Nos hace lucir elegantes y estilizadas, pero cuando se trata de niñas es otro cuento. Además de que su belleza no se verá favorecida por este color, la opacará cuando lo use. Mejor elige colores claros y combinaciones contrastantes y divertidas.

Minifaldas

Las minifaldas no son un “no” rotundo, pero sí es preciso saber combinarlas para que tu niña no luzca “sensual”. Nunca, jamás, debes ponérsela con tops muy ajustados u “hombligueras. El peinado que elijas también influye. Es mejor que lo lleve en peinados sencillos y naturales si no quieres que vuelva a caer en la categoría de “adulta pequeña”. Ni hablar de las faldas super ajustadas o lápiz, esas deben ser exclusivas para mujeres adultas. Mejor busca diseños divertidos, tiernos y femeninos que te aseguro que a ella y a ti les encantarán.

Este video te puede gustar