Lentes de sol: qué sí y qué no

Tus lentes oscuros son más que solo un accesorio práctico para proteger tus ojos de los rayos solares. También son un reflejo de tu personalidad y un accesorio de moda que puede favorecer tu imagen. Aquí te dejamos una lista de qué sí y qué no cuando de lentes de sol se trata.

Lo que sí

collage-shades1

  • Usarlos en exteriores. Cuando hagas actividades al aire libre o estés en el exterior en clima soleado, es el momento ideal para usar tus lentes oscuros. No desentonarán y te darán mucho estilo y un aire de misterio.
  • Combinarlos con tu outfit. Siempre procura que los lentes que elijas no desentonen con tus prendas. Por ejemplo, no te pongas unos lentes de armazón morado y glitter (perfectos para la playa) con un look sobrio o formal.
  • Diviértete con diseños alocados. Unas gafas con mucho estilo pueden ser el complemento ideal para una apariencia divertida. No tengas miedo de probar diseños provocadores y originales. Los oversize son lo de hoy.
  • Cuídalos y límpialos con regularidad. Los arañazos en el armazón o los cristales pueden hacer que el resto de tu apariencia parezca descuidada. Considera renovar tus lentes cuando se vean maltratados o en malas condiciones.

Lo que no

kim kardashian sunglasses

  • Usarlos cuando esta nublado. Sabemos que suena lógico, pero si no hay sol, ¡no hay lugar para los lentes de sol! Y ni hablar de si está lloviendo o es de noche…
  • Llevarlos en interiores. A menos que padezcas algún problema médico que te obligue a proteger tu vista de la luz intensa, guarda tus gafas cuando ingreses a un espacio público interior. Si no lo haces, parecerá que estás ocultando algo.
  • Utilizarlos como accesorios para el cabello. Aunque es práctico subirte los lentes a la cabeza cuando andas de un lado al otro, procura darte el tiempo de quitártelos y guardarlos adecuadamente. Es preciso para que estén protegidos y fuera de la vista.

Este video te puede gustar