Cómo identificar un par de zapatos de calidad

A todas nos ha pasado que compramos un par de zapatos “increíbles” y no los aguantamos ni cinco minutos o se rompen a la segunda puesta. “¿Por qué a mí?”, te preguntas, y sientes como si fuera la peor compra de tu vida. Para que eso no te vuelva a ocurrir, aquí te decimos cómo identificar un par de zapatos de calidad.

No es cosa fácil

Elegir un buen par de zapatos, que nos duren varias temporadas y que sean cómodos, puede convertirse en una verdadera odisea. Sobre todo si son para usarlos por largas horas. ¡Ah, verdad! Tal vez nunca le habías dado la importancia necesaria. Yo te aconsejaría que lo hagas, pues al final se trata de tus pies. No usar buenos zapatos, a la larga puede afectar tu columna y tu postura.

Aquí viene lo bueno

Aunque suene un poco obvio, un zapato es de calidad cuando el material que se utiliza para hacerlo es bueno. Pero ¡ojo!, esto aplica en todas las partes del calzado. La clave para reconocer los zapatos de calidad está en el material de que está hecho. Esto aplica tanto para la parte exterior como para el forro. Después viene otro aspecto muy importante: que te queden bien, que tu pie esté cómodo y bien protegido. Desde la planta hasta el talón.

Más vale calidad que cantidad

Todo suena muy bonito, ¿pero y si son muy caros? De ser así, es mejor tener los indispensables, es decir, aquellos que puedas combinar con todo. Te durarán varias temporadas y cuidarán tus pies. Ya sé, la idea de tener todos los zapatos del mundo es irresistible, pero recuerda que a la larga lo barato puede salir más caro. Aquí una pequeña guía de los básicos que debes tener:

  • Un par de tenis para tus outfits casuales.
  • Si haces ejercicio, unos tenis especiales para ello.
  • Unas botas cómodas de invierno.
  • Zapatos elegantes (nude o negros, así irán con todo).
  • Un buen par de stilettos.
  • Unas sandalias.

A partir de ahora siempre procura adquirir zapatos de calidad, tus pies te lo agradecerán.

Este video te puede gustar