Falda pegadita: errores que debes evitar para lucir tu sensual figura

¿Quién no ama una falda pegadita? A mí en lo personal ¡me encanta! No importa de qué largo, color o textura sea, hace que nuestra figura luzca super sexy y marcada. Sin embargo, hay que tener cuidado pues normalmente cometemos algunos errores que perjudican el look.

No tomar en cuenta la ocasión

Las faldas pegaditas son perfectas para muchas ocasiones, siempre  que consideres el largo. Si optas por una falda pegadita que es muy corta para una fiesta elegante o una boda, ¡olvídate! Estarás y te sentirás fuera de lugar, y este es uno de los errores que no deberías cometer. Lo ideal es usarlas cuando vas a ir a bailar con tus amigas o en una fiesta de noche super casual.

Usarla con las piernas descuidadas

Con piernas descuidadas me refiero a que tengas moretones, no te hayas depilado previamente o se vean muy resecas. La falda fue hecha para lucir las piernas sexys que tienes, pero si no están cuidadas, como se pierde mucho su chiste.

Usar una prenda muy larga y holgada

Las faldas pegaditas deben lucir tus mejores atributos como tu cintura, pompas y cadera. Sin embargo, un error muy común es que la prenda no luzca debido a que una blusa larga y holgada la cubre por completo. Sí puedes usar prendas holgadas con una prenda pegada siempre que no sea muy larga y llegue hasta debajo de la cadera. Una opción es meter la blusa por debajo de la falda para que cree un volumen y te haga lucir más curvilínea.

No usas la ropa interior correcta

¡Aguas con las faldas pegaditas y la ropa interior! Cuando llevas unos chones muy sueltos o arrugados se pueden transparentar o notar la textura a través de la falda. Lo mejor es usar unos calzones ajustados a tu piel y del mismo tono de la falda para que no suceda este inconveniente.

Este video te puede gustar