Errores comunes que cometes todos los días por vestirte de prisa

La ropa no solo se utiliza para cubrirte. Es una forma de comunicar tu personalidad, estado de ánimo, a qué te dedicas y también suele ser un medio para conseguir algunas metas. Tu imagen es importante, pero si no pones atención a la forma en la que vistes, por vestirte de prisa todos los días puede que des una impresión equivocada y…

Luciendo como un retrato

Normalmente, si te vistes de prisa no combinas más que colores neutros y sales corriendo. Unos jeans playera, sudadera y unos zapatos. Después de hacerlo durante unas semanas, terminas descubriendo que luces como retrato. Todo el tiempo la misma combinación, eres la chica de los jeans por siempre.

Luces sin personalidad

Como no hay detalles ni accesorios en tu outfit, luces muy simple. No hay nada en tu outfit que diga si eres creativa, tradicional, divertida o si te gusta algo especial. La imagen siempre es importante, no lo olvides. Incluso en un trabajo de oficina, la personalidad es lo que más cuenta. Si te vistes mal y de prisa puedes lucir como la chica gris, esa mujer que nadie ve mientras camina. En el peor de los casos terminas siendo la chica en la que las personas descuidadas se sientan sin querer.

Puedes andar con la blusa al revés sin que te des cuenta

Sí, a todas nos ha pasado alguna vez, andar con la etiqueta de fuera o, peor tantito, con la ropa al revés. Al llegar a ese extremo es cuando tienes que evaluar qué tanto te importa tu imagen personal. Ten cuidado, andar de fachas por la vida solo dice que estás deprimida o no tienes ningún interés en lo que pasa a tu alrededor.

No te vistes para ti

En realidad vestirte es un ritual que solo debería involucrar cómo te sientes. Algunas chicas piensan que solo cuando hay ligue hay que vestirse bonitas y se olvidan de que si hay alguien para quien vestirse es para ti misma. Vestirte para ti misma ayuda a que luzcas guapa, estés alegre y te comas al mundo.

Deja de cometer estos errores y presta más atención a tu imagen personal. La vida no es solo trabajo, preocupaciones, cuentas o hijos. Date un break y aprende a ser tú misma.

Este video te puede gustar