Amarillo, el color que será tendencia el próximo año y que debes incluir en tu boda

¿Has escuchado la expresión “la que de amarillo se viste, en su belleza confía”? De cierta forma es cierta, porque hay colores que no nos atrevemos a usar.  El amarillo es uno de esos colores que lamentablemente pocas chicas utilizan. Sin embargo, hay una tendencia que ha popularizado el uso de este color para las bodas. Veamos cómo puedes llevarlo.

Usa flores amarillas en tu ramo

Si quieres añadir un lindo toque de color, pero no te encanta la idea de portarlo en tu vestido, la mejor opción es en tu ramo.  Sin embargo, recuerda que los colores de las demás flores deben combinar con el amarillo. Por tanto, elige el blanco, coral, blanco y morado. Procura seleccionar una combinación en la que dos colores predominen y existan pequeños toques de color mediante una flor de otro tono.

 Utilízalo en tus accesorios o tacones

Otra manera no tan arriesgada de utilizar el color amarillo en tu boda será en tus zapatos o en tus accesorios. La ventaja de usarlo en tu zapatos será que cada vez que tu vestido se mueva, se apreciará ese coqueto toque de color. No obstante, procura que el tono no sea tan intenso, sino intermedio. En el caso de los accesorios, puedes usar unos pequeños aretes amarillos o alguna pulsera que resalte tus manos. Así mismo, puedes llevarlo en las uñas.

 En los recuerdos y la mantelería  del banquete

La última opción es que los recuerdos de tu boda sean de color amarillo. Si lo piensas, es un detalle original. Los recuerdos de boda son generalmente velas, dulces, tazas grabadas, plantas, etc. En tu boda podrías no sólo regalar otros objetos, sino que le darías el toque final con el color. De tal forma que puedes obsequiar algunas botellitas con algún perfume o esencia. Así mismo, un destapador amarillo nunca se perderá de vista y es útil. Si estas ideas no te agradan, puedes ocupar este color en tus invitaciones. La última opción es ocuparlo en los centros de mesa.

Este video te puede gustar