Verdades que no deberías compartir con tu pareja, ¡ever!

La comunicación en pareja es uno de los factores más importante de todos. Hablar de cualquier tema con tu pareja hace que tengas una relación más estable y llena de confianza. Sin embargo, algunos expertos aseguran que hay cosas que no debes compartir con tu pareja y guardar solo para ti. Y no es por falta de confianza, sino para no pasarnos de la raya con eso de la honestidad y que se convierta en cinismo.

No debes compartir tu historial amoroso

Tanto tu pareja como tú tienen derecho a tener un pasado. Por lo tanto, no es necesario que mientas sobre ello, pero tampoco tienes que entrar en detalles ni indagaciones profundas. Ni él en tu pasado ni tú en el suyo. Puede que surjan dudas y esto los lleve a tener un problema que bien pudo evitarse. Además, ¿quién quisiera saber sobre amantes o grandes amores pasados?

En qué te gastas el dinero

Si aún no estás en una relación en la que dividen gastos no tienes por qué entrar en detalles sobre tus finanzas. en caso de que compartan gastos, como pagos de tarjetas, coche, colegiaturas y demás, es justo que lo hagas. Si no es el caso esto es meramente opcional. Es posible que tu chico  no entienda por qué gastas en cremas para la cara o cuerpo, pero tú sabes que más que un gasto es una inversión. O qué tal esa hermosa lencería que a él tanto le encanta, seguro no es barata. Evítate esa pelea innecesaria.

El coqueteo casual

No estamos hablando de que tú seas coqueta con todos, no. Seguro te pasa que algún compañero del gimnasio, del trabajo o un chico en un bar te cierre el ojo de vez en cuando. Esto no te hace culpable de ninguna manera, pero si tu chico es inseguro o celoso, tal vez no debes compartir estos detalles con él. Además, no es que estos chicos te interesen para nada.

No le digas si no te agrada su familia

Si crees que la familia de tu pareja es odiosa, tal vez sea otro detalle que no debes compartir con él nunca. Esto puede hacer que se ofenda o que lo pongas en una situación muy incómoda. Estar entre la espada y la pared nunca ha sido el sueño de nadie, menos si se trata de tu pareja y tu familia. Eso sí, si alguien es grosero contigo no dudes en decirlo, pero ten el tacto y la sutileza necesarios para que no se convierta en un gran problema.

 ¿Tú qué opinas?

Este video te puede gustar