Suegra VS. nuera: una pelea que no te conviene empezar, pero sí negociar

Hace muchos ayeres conocí a un hombre del que me enamoré perdidamente. Vivimos una verdadera historia de amor durante muchos años. Pero en este trayecto un dragón lleno de fuego logró separarnos dos veces… Sí, estoy hablando de mi ex suegra. En una pelea suegra VS. nuera llevas las de perder. Te cuento lo que me ocurrió y cómo lidié con la situación.

El hombre ideal con la mamá más difícil del mundo

Ahora que veo hacia atrás puedo vislumbrar que no todo fue culpa mía o de mi ex suegra. De hecho, mi ex tuvo mucho que ver en las constantes confrontaciones suegra VS. nuera e incluso entre su tía y yo. Conocí a mi suegra de la forma más incómoda del mundo: mientras la abuelita de mi ex estaba en sus últimos días de vida. Él me llevó a casa de su abuelita, pues quiso que la conociera antes de que partiera de este mundo. Mi ex y yo íbamos muy en serio, lo cual no le causó nada de gracia ni su mamá y mucho menos a su tía.

La educación es lo que cuenta

Desde el primer momento en la casa de la abuelita de mi ex me di cuenta de que era el niño consentido. No había dado ni tres pasos dentro de la habitación cuando su tía se le colgaba del cuello haciéndole cumplido tras cumplido y mirándome como a un bicho rastrero del que tienes que deshacerte. La verdad es que en mi familia todos somos muy cálidos con los invitados, sea quien sea. Así que estaba acostumbrada a un trato mucho más amable que el que recibí. Ante todo su mamá fue mucho más respetuosa que su tía quien claramente tenía muchos más sentimientos encontrados que la mamá.

La pelea suegra VS: nuera duró cuatro años

Pasé prácticamente la mitad de mi relación peleando con mi suegra de una forma indirecta. De hecho, ella convenció a mi ex de cortar conmigo, pues yo no era una chica que estuviera a la altura de las circunstancias. Este chico tardó mucho tiempo en ponerle un alto a su familia para que dejaran de interferir en nuestra relación. Fue un trayecto lento y bastante incómodo para mí. Sin embargo, nunca dejé que las groserías de su tía me afectaran.  Mi suegra, en cambio, fue bajando la guardia conforme pasaban los años. Al final cuando la conocí un poco más entendí por qué se comportaba como lo hacía.

Él tiene que poner el alto

Viendo hacia atrás puedo entender que es el chico quien tiene que poner el límite. Cuando un hombre no delimita bien el espacio que ocupa cada mujer en su vida es cuando llega el conflicto. Al final, mamá y novia no pueden convivir en el mismo espacio. Los hijos no son nuestros, son prestados… Eso es lo que dicen por ahí, y no creo que haya mentira en ello. Como mujeres debemos aceptar que nuestros hijos se irán en algún momento. Debemos confiar en la educación que se les dio y también aceptar con amor a esa persona que viene a tomar la mano de nuestro hijo. Claro, no muchas veces las nueras son buenas ni tampoco las suegras. Pero si tu suegra es la tóxica entonces…

Dale tiempo y espacio

Si tienes una historia de terror igual que la mía, estoy segura de que ya no sabes si pegarle a tu novio para que controle a su madre o mudarte a otro país esperando que tu suegra no los siga. Es difícil para algunas mujeres entender que su hijo debe salir de casa o bien aceptar a la mujer que él elige. Al final, los padres siempre tienen expectativas altas cuando se trata de sus pequeños.  Hasta que tu suegra se dé a la tarea de conocerte, aceptará que crió bien a su hijo y que él hizo una buena elección. Mientras ella se da cuenta de quien eres, ten mucha paciencia. Dale tiempo al tiempo que en algún momento tendrá que ceder.

No le des tanta importancia

Es lo peor que puedes hacer cuando estás en constante conflicto con una persona. No dejes que los pensamientos al respecto te quiten vida y energía. Finalmente, si ella no lo acepta será su problema y tu tendrás que lidiar con ella de la forma más inteligente. Recuerda: siempre respétala y trátala bien, pues siempre es mejor demostrar tu educación. La forma apropiada de lidiar con una persona difícil es darle por su lado. Deja que tu pareja se haga cargo del problema, él tiene que poner el límite. Si tu chico no sabe qué lugar ocupa su mamá y tú en su vida, entonces es buen momento para preguntarte si vas a poder con el paquete.

Suegra VS. nuera es una pelea que ninguna mujer debería protagonizar. Por lo tanto, sé siempre respetuosa, así nadie podrá juzgarte. Si tu suegra es tóxica, portándote bien solo pondrás en evidencia la forma cómo ella te trata.

 

Este video te puede gustar