Sexo de reconciliación: ¿Por qué es el que se disfruta más?

Estoy segura de que luego de alguna pelea con tu pareja, han recurrido al sexo de reconciliación para calmar las aguas. Créeme, no eres la única que ha aplicado el truquito. Es importante señalar que cuando tenemos este encuentro, se vive de manera diferente a un momento cualquiera en el que tenemos sexo con nuestra pareja, pero ¿por qué? Qué es eso que hace que se sienta y se viva diferente.

Por qué sabe diferente

  • Cada persona es única. Habrá parejas con las que pelees más o menos y mucho tendrá que ver en eso la intensidad de cada uno. Es un hecho que ninguna relación es perfecta, pero las peleas pueden ser leves o todo lo contrario de acuerdo a lo que busquen tu pareja y tú. Lo importante es saber solucionar los problemas sin herirse o llegar a la violencia. Al discutir, sale a relucir una parte de ustedes que pocos conocen y se dan cuenta de lo diferentes que son. Eso puede ser un motivante para recordar por qué te has enamorado de esa persona, o todo lo contrario.
  • El diálogo de reconciliación funciona como catalizador. Sí, luego de la discusión, se siente pasión y una llama que nos domina por todas las emociones que tenemos en el momento. Sin embargo, eso no es motivo para que dejen de ser responsables o piensen que el sexo ha solucionado su problema. No, aunque tengan una buena dosis de sexo, deben hablar para dejar en claro su situación.

Recuerda, lo más importante es la comunicación

Aunque el sexo de reconciliación es magnífico, no salva tu relación. Lo más importante en todo momento es hablar con tu pareja sobre lo que te gusta y lo que no. Ojo, no estoy hablando de sus defectos o virtudes, eso sólo lo cambiará él si así lo desea. Se trata de que trabajen en conjunto, como equipo, de eso se trata una relación exitosa.

Este video te puede gustar