Estas idealizando a tu pareja ¡ten cuidado!

Idealizar a tu pareja es super común. Pasa en estas partes de la relación en las que aún no conoces muy bien a la persona con la que estas saliendo. Mientras tu ya tienes un paso en la boda, puede que esa personas no sea la que realmente crees que es. ¿Cómo darte cuenta que la estas idealizando?

1.- Sueñas con un futuro juntos en el que él hace cosas que no hace en el presente

Es usual que al ver al futuro te lo imagines como el hombre ideal. Quizás, haciendo cosas que en el presente no hace ni de broma. Cosas como que en el futuro ya no toma, tampoco fuma o tiene un trabajo más formal.

Girl si en este momento el fuma, toma y tiene empleos informales. Es muy probable que el resto de su vida vaya a hacer lo mismo. Es rara la persona que cambia y si lo hace es muy probable que vaya de acuerdo a sus ideales, no a los que tiene tu imaginación.

Señales de que a él no le gustas tanto.

2.- Le das demasiado valor a lo que tiene de positivo

Eso quiere decir que todo lo que el hace se ve grandioso. Haces muy grande su parte positiva pero la parte negativa casi no la tomas en cuenta. Es más, a tu parecer hay muy pocas cosas negativas en esta persona.

Aguas si aún cuando logras ver la parte negativa de esta persona, inflas lo positivo. Puede que estés idealizando a tu pareja. Esto a la larga trae conflictos, pues esta persona no siempre tendrá lo positivo tan latente.

Comportamientos que tiene un hombre al que no le interesas.

3.- Le perdonas todo porque el no es así

Sí aun cuando te trata mal esta persona le perdonas todo, porque “solo tuvo un mal día” “él no es así” o le pones cualquier excusa para disculpar sus malos comportamientos. Es más que seguro que lo estás idealizando.

Verás sí esta persona te trata mal , lo mejor que puedes hacer es alejarte de él. En tu mente puede que sea una buena persona, pero si la mayor parte del tiempo actúa como mala persona. Entonces es bastante claro lo que tienes que hacer. Corre… es más huye de ahí.

Es muy común que al principio de las relaciones idealicemos a nuestras parejas. Pero hay que tener cuidado, pues de la fantasía a la realidad hay un gran y enorme abismo.

Este video te puede gustar