Secretos que no debes revelar a tu pareja; ¡cuida lo que hablas!

¿No te ha pasado que hablas de más? No eres nada asertiva con ciertos comentarios y dices las cosas sin pensar. Tu alma es rebelde y extrovertida. No temes expresar lo que piensas y sientes. En ciertas ocasiones, haces comentarios que causan conflicto a otros, pero no los haces con esta intensión. Si creíste que eres la única en el mundo con dichas características, temo decirte que no. Con frecuencia a mí me ocurre y aunque me cuesta trabajo ser sutil, intento no hablar más de la cuenta; más cuando estoy con mi novio. ¡No te preocupes! Hoy te comparto la lista de los secretos que no debes revelar a tu pareja. Solo así te evitarás serios problemas y dramas de su parte. ¡Sé una parlanchina exitosa!

Situaciones prohibidas

 Yo era la típica novia que todo le contaba a su novio… No está mal, pero, ¡vaya que había ciertas anécdotas que me causaban problemas! Sigue mi consejo. Jamás debes decirle a tu pareja que antes de él existió un gran amor. Cometí varias veces este error, pues a mi parecer se me hacía algo equis, pero después lo entendí. Preferí optar por no hablar de mis relaciones pasadas, mucho menos de la persona a quien amé tanto. Nunca he sido de la idea de ocultar problemas, mucho menos familiares, hasta que mi pareja empezó a opinar al respecto sin que yo se lo pidiera. En vez de aconsejarme, cambió la modalidad y dejó ser comprensivo. Su actitud y comportamiento se alteraron hacia mi familia y actuaba con rencor. Yo cometí el grave error de contarle cosas que me hacían y decían a mis espaldas.

¡No busques problemas de más!

¡Qué terrible error! Normalmente, le contaba a mi novio lo que hacían mis amigas en las fiestas o con sus novios. ¿Por qué lo hacía? ¡Por tonta, no hay más! Se supone que cuando alguien te confía algo es porque debes quedártelo, pero yo no lo hacía. Eso generó desconfianza por parte de mi novio, pues cuando salía con ciertas amigas él ponía peros. Es cierto, las borracheras e infidelidades de tus amigas jamás deben salir del círculo.

Tu intimidad solo es tuya

Bueno, que ganas de querer abrir la boca. Uno de los peores secretos que pude revelar fue los encuentros sexuales que tuve con mis anteriores parejas. De verdad que esto solo daña a la persona, pues crea traumas que se revelan hasta el futuro. Además, mi pareja comenzó a compararse y a preguntar varias cosas que ni al caso. Lo peor fue que buscaba la manera de tener encuentros atrevidos, los cuales ya había vivido y ya no llaman mi atención.
No es malo platicar con la pareja sobre lo que ocurre en tu día, pero hay temas que debes excluir y, eso ya lo aprendí a la mala.

Este video te puede gustar