Razones por las que muchos piensan que soy una mala madre (y no me importa que lo crean)

Desde el momento en que me convertí en mamá me he dado cuenta que muchos piensan que soy mala madre. Ya sabes, esa gente que se dedica a criticar y juzgar a las mujeres que tenemos hijos. Lo más curioso de todo esto es que hablan sólo por tener algo que decir, pero realmente no tienen idea de qué va la maternidad. Así que sí, tal vez sea la peor madre del mundo porque…

Porque mi hijo se ha roto una pierna

Eso le pasa a los niños que son felices y andan jugando. No significa que no esté pendiente de mis hijos, los niños son impredecibles y de un momento a otro pueden pasar los accidentes. Incluso a la mejor le sucede.

Porque mis hijos han hecho berrinche en la calle

Si, tal vez seas una de esas personas que odian los gritos de los niños. Pero no tienes derecho a criticar puesto que en tu infancia tal vez tú también hiciste berrinche en más de una ocasión. De hecho muchos adultos lo siguen haciendo y se sienten con el derecho de criticar a los niños. ¡Por Dios!

O porque no he podido controlar una fiebre elevada

A menos que fuera médico, a veces ver a los hijos enfermos nos bloquea. Hacemos lo que podemos de acuerdo a nuestras necesidades. Si piensan que soy mala o descuidada, que lo sigan pensando.

Porque mis hijos no obedecen y me enojo con ellos

Si piensan que soy mala madre por regañarlos o explotar algunas veces, piénsenlo. Soy un ser humano que a veces llega cansada del trabajo y es complicado tener que lidiar con dos pequeños que a veces se ponen muy rebeldes.

Hay veces en las que olvido comprar cosas de la despensa

Pienso en tantas cosas que a veces olvido comprar leche o papel de baño. ¡Perdón!

O prefiero pedir pizza en lugar de cocinar

También hay veces en las que me aburro de cocinar o simplemente quiero pasar más tiempo con mis críos y así es más fácil que eso suceda.

Porque a veces quisiera que mis hijos se fueran a dormir rápido, pero cuando duerme, los observo como los hermosos ángeles que son en mi vida

Es algo que todas hacemos en secreto.

Porque en ocasiones mis hijos han dicho cosas por las que pienso “trágame tierra”

Ya sabes, comentarios que a veces no esperas y que te dejan en shock.

Porque a pesar de lo peor, siempre son mi luz

Mi motor para continuar

Y aún en el peor día, sus sonrisas son reconfortantes

Porque tengo que aceptar que soy un ser humano que se equivoca y que sabe pedir disculpas cuando es necesario

Sin importar lo que piensen los demás, sé que soy buena madre y los únicos que pueden juzgarme son mis propios hijos

Este video te puede gustar