Cómo podemos cuidar a nuestros hijos cuando están en línea

¿Cómo podemos enseñarle a nuestros hijos a navegar en internet de forma segura? Una pregunta que muchos padres se hacen cuando le prestan un dispositivo móvil a sus hijos, tableta o incluso el ordenador o laptop de casa. Los niños saben que el internet es un lugar lleno de oscuros secretos. Donde pueden conocer absolutamente todo lo que ellos quieran aprender o incluso encontrar cualquier juego que ellos quieran probar.

No obstante, no conocen los riesgos de los virus, desconocen la privacidad online y no saben nada sobre el  phishing. Enseñarle a nuestros hijos acerca de estos temas es parte del trabajo de cada padre que pone en manos de sus hijos un dispositivo con acceso a  internet. Es todo un reto y una gran responsabilidad. Por lo mismo, aquí hay una lista de cosas que puedes hacer para protegerlos cuando están en línea.

Discute el tema de la seguridad online a muy corta edad

Cuando le hables a tu hijo de seguridad en el mundo real, también háblale del mundo paralelo en el que todos vivimos. Decirle que tenga cuidado en la calle es igual de importante a explicarle la importancia de una contraseña. Explícale las cosas más básicas, por ejemplo: por qué debe usar contraseñas cifradas y no tener la misma en cada cuenta. De esta forma en un futuro será consciente de las consecuencias de usar una misma contraseña en todas sus cuentas y tomará una buena decisión.

Si es algo que no harías cara a cara no lo hagas online

Este es un excelente tip tanto para adultos como para niños. Por ejemplo: te acercarías a un extraño para iniciar una conversación o le harías un comentario ofensivo a una persona solo porque sí? El hecho de sentirte protegido por la distancia que hay entre la pantalla y la persona a la que le estás hablando solo es una línea ficticia. Al final del día, las redes sociales y las personas detrás de cada pantalla son reales, igual que el peligro de involucrarte con la persona inadecuada. Los adolescentes tienen que ser conscientes de que cualquier cosa que se suba a la red, como mensajes, conversaciones y fotos, todo absolutamente todo se queda ahí para siempre. Lo peor de todo es que esta información puede ser como un fantasma que volverá a atormentarlos después de algún tiempo. 

Hazlos conscientes del peligro que corren aceptando regalos en línea y en la vida real

Los niños no se comportan muy diferente estando en la vida real que en línea. Debemos ser conscientes de que su curiosidad es inmensa y es algo natural. Adoptar reglas que aplican en la vida real deben aplicar para la vida en línea. Por ejemplo: tus hijos seguro tienen prohibido abrir la puerta de casa a personas extrañas si tú no estas presente. Pues esta lógica aplica a los correos de desconocidos, pop outs de páginas desconocidas y, sobre todo, chats emergentes de ciertas páginas en las que ellos pudieran tener acceso. Es importante que establezcas como regla que ellos te pidan permiso para ver o acceder a cualquier página desconocida, abrir mails extraños, etc. Explícales que un hacker es como un ladrón común que entra en casa para robar lo que encuentre. Bajando los términos informáticos a un lenguaje común, ellos podrán entender mejor el peligro.

Una vez que tú escribes o subes algo a la red es imposible borrarlo

Repíteselo una y otra vez mientras este pequeño se vuelva consciente de que esto es una realidad. Internet es un mundo maravilloso, solo tenemos que enseñar a los más pequeños a ser cuidadosos. Hay tres cosas muy importantes que debes repetirles :

  • Aunque borres las fotos que no te gustan de la red estas se quedan ahí para siempre.
  • No ver a la persona directamente no significa que no vaya a reaccionar ante tus mensajes. Las personas detrás de la pantalla son seres humanos y debemos tratarlos como te gustaría ser tratado.
  • Piensa en lo que escribes antes de publicarlo ante el mundo, puedes lastimar a alguien o resultar lastimado tú.

No dejes que naveguen sin compañía

Cuando tienes niños pequeños en casa es indispensable que no los dejes explorar solos. La seguridad para niños esta bien, pero es una mejor idea configurar los aparatos electrónicos para que no puedan conectarse a cualquier red  wifi sin un código de acceso, que solo tu conocerás. De esta forma controlas su acceso a internet. Hoy en día prácticamente todos los aparatos tienen esta clase de seguridad, usa la tecnología a tu favor. También es una buena idea que los aparatos electrónicos, llámese pantalla con internet, laptop y tableta, solo puedan usarse en las áreas comunes de la casa. Evita que tus hijos se vayan a sus cuartos con estos aparatos, de esta forma podrás tenerlos más vigilados.

Dales reglas sencillas que puedan aplicar

Advertirles de los peligros que existe en internet solo es el paso uno. Establece reglas con ellos :

  • No aceptar invitaciones a chats privados.
  • Es peligroso aceptar solicitud de amigos que no conoces.
  • Nunca dar datos personales a ninguna página de internet.

La comunicación es indispensable. No regañes a tus hijos si alguna vez se meten en una página inadecuada. Dales la confianza para que te pregunten si tienen algún problema con una página o algún dispositivo. Sobre todo no te preocupes si no sabes cómo contestar algunas de sus preguntas. Afortunadamente tienes una herramienta super poderosa para poder contestar hasta lo que no sabes, solo “googléalo”.

Un pequeño truco para los padres

Ábrete a la tecnología, aprende a usar Facebook, Twitter, Instagram y cualquier otra red social que a tu hijo le llame la atención. Así podrás enseñarle a tus hijos cómo usar la privacidad de las mismas fácilmente. Además, te convertirás en su maestra y confidente enseñándole “truquitos útiles”. Al hacerlo generarás la suficiente confianza como para que tu hijo te incluya en su círculo social dentro de las redes sociales. Como mamá o papá asegúrate de convertirte en amigo de sus contactos. Tus hijos seguramente pondrán resistencia a convertirse en tus amigos de FB. No obstante, esta puede ser una regla para tener acceso a las redes sociales. Asimismo, revisa sus dispositivos periódicamente con su consentimiento. Se van a resistir, no lo dudes; a ningún niño o adolescente le gusta ser espiado por sus padres.

No dejes la educación para los maestros o las demás personas

Se convierte en algo muy fácil quitarle a nuestros hijos los dispositivos electrónicos o el acceso a internet. Cuando lo cierto es que no les haces ningún bien. Enfrenta la realidad, la tecnología es el futuro y la realidad del día de hoy. Aprende un poco más de seguridad y redes sociales. Hoy no hay excusa, la información está al alcance de tu mano. Dirige la educación de tus hijos, no les des acceso a ningún dispositivo con internet si tú no lo dominas antes.

La comunicación y relación con tus hijos es indispensable

Deja que la comunicación con tus hijos sea abierta, para que se sientan con la confianza de preguntarte absolutamente de todo. Finalmente, en algún momento tus hijos tendrán la mala suerte de caer en un mal sitio: llámese página de citas, porno, etc., por lo que la confianza es el arma que te ayudará a que tus hijos se acerquen a preguntarte. Es inevitable, no puedes protegerlos de todo. Así es solo nos queda explicarles lo que están viendo, decirles por qué está bien o esta mal y cómo deben tomarlo de acuerdo a los valores en casa.

La vida en línea no tiene que ser una parte prohibida en la vida de tus hijos; al contrario, es parte de su crecimiento y educación.

Este video te puede gustar