No te tortures por el pasado, así puedes dar vuelta a la página

Después de una ruptura, los recuerdos de toda la relación regresan con una fuerza impresionante a tu mente. Primero llegarán los buenos, y querrás retroceder el tiempo para alcanzarlos…. Después, la cruda realidad se impondrá. Aunque seguramente tuvieron buenos momentos, por algo la relación acabó.  Es hora de dar vuelta a la página. No te tortures por lo que fue o pudo haber sido. Tampoco pienses en que si hubieras actuado distinto la situación sería otra. No hay modo de saberlo. Es mejor darle la vuelta a la página de una vez por todas y seguir adelante.

No te tortures a ti misma

Insistir en saber por qué las cosas terminaron en la forma que lo hicieron no es nada sano. El hecho es que tienes que aceptar que la relación ya esta finalizada. Quedó atrás. Pasar tus días pendiente de las redes sociales de tu ex no es saludable para ti. Si puedes hacerlo, bórralo completamente de tu vida. No te tortures a ti misma. No vale la pena pasar días enteros inhabilitada por el ruido que se forma en tu mente. Encuentra formas saludables que calmarte y ponlas en marcha. Practicar box, natación, jogging, algo que te exija un esfuerzo máximo te ayudará. O planea un viaje, seguro te entusiasmará.

Evita recordar lo bueno

Es muy sencillo recordar lo bueno y darte de topes contra la pared porque tu relación acabó. Sin embargo, está comprobado que tu cerebro manda estos recuerdos para que regreses corriendo hacia el hombre que dejaste. Se llama reflejo de supervivencia. Hasta que tu cerebro se acostumbre a su ausencia, los recuerdos seguirán llegando. En ese caso, mientras te recuperas, evita recordar lo bueno. Es mejor reconocer las causas por las que la relación concluyó.

Suéltalo

Es momento de dejar de lamentarte. Para dar vuelta a la página de una vez por todas acepta que esa relación era solo un paso más en tu vida. Reflexiona qué es lo que te dejó como aprendizaje y quédate con eso. Siéntete agradecida por lo que viviste en su momento con él. Por el amor que te dio y que diste. Finalmente, déjalo ir y retoma el rumbo de tu vida. Fluye sin temor.

Comienza una vida nueva

Ahora levántate y conviértete en una nueva tú. Para dar vuelta a la página fija nuevas metas y comienza cambiar lo que no te gustó de la última tú que estaba en esa relación. Conviértete en una mujer más fuerte y segura. El destino te traerá nuevos amores siempre que liberes ese espacio en tu corazón. Deja la amargura y el resentimiento, pues esa formula solo hará de tu lugar en la tierra un ambiente árido. Ama y apasiónate por ti esta vez. Si te tienes a ti misma, entonces no te faltará nada.

Este video te puede gustar