Me peleé con mi mejor amiga y no sé si perdonarla

Me gustaría empezar explicando las razones por las que me peleé con mi mejor amiga, pero la realidad es que no hubo algún motivo específico. Somos amigas desde hace 15 años y la verdad es que cuando creces, es normal que cada una vaya tomando distintas perspectivas de la vida. Aún así, el tiempo pasó y logramos mantener la amistad hasta que llegó un punto en el que creo que vemos las cosas muy distintas y eso, provocó que nos peleáramos. Ahora me vuelve a buscar y yo no sé si perdonarla o no.

Se volvió muy conflictiva

Ella siempre ha tenido su carácter y yo también, pero el problema fue que de unos años para acá se se volvió cada vez más conflictiva. Aunque yo no soy una perita en dulce sí tengo muy claro que no me gusta la gente conflictiva y siempre intento ser lo más pacífica posible. ¿Para qué crear conflicto donde no lo hay? Aquí el detalle fue que por ser su mejor amiga me metió en sus problemas y, obviamente, yo no estuve de acuerdo.

Salió contraproducente

Como buenas amigas que éramos, siempre le dije lo que creía que estaba mal. Esto con el fin de aconsejarla pues, según yo, es lo que hacen las amigas. Y claro, yo esperaría lo mismo de una buena amiga si yo la estoy regando. El problema fue que lo tomó al revés y en vez de hablar conmigo cuando sabía que estaba haciendo algo mal y generando conflictos, no me decía nada y mejor se inventaba historias o sólo me contaba por partes.

Ya no más

La conozco tan bien, que yo sabía perfecto cuando algo no estaba bien, pero obviamente soy su amiga, no su mamá; así que decidí darle por su lado. La realidad fue que poco a poco fui viendo cómo se convertía en una persona más y más tóxica. Me dolía pero dije, bueno, ahí estaré cuando me necesite. Hasta que un día decidió meterme en una de sus mentiras y a causa de ello me metí en problemas con otros amigos. Después de aclarar la situación, decidí ponerle un alto. Hablé con ella y nunca aceptó lo que hizo, así que dejamos de hablarnos.

Me extraña, y yo: sí, pero no

Llevamos ya casi un año sin hablarnos y, no te lo voy a negar, claro que siento feo. Finalmente es una de las amigas que más me conoce y con quien viví muchísimas cosas. Éramos como hermanas. Hace poco me buscó para que habláramos y la verdad es que ni contesté. Ella no ha cambiado y yo estoy en un momento de mi vida en el que lo que menos necesito es gente negativa. Pero también fue una gran amiga , así que ¿qué decidir? Por ahora, confío en que el tiempo es sabio y si las cosas se tienen que arreglar, cuando sea el momento, sabré cómo.

¿Cómo hacemos?

La verdad es que creo que como hermanas que somos, vamos a terminar reconciliándonos, pero por ahora necesito tiempo. Eso es super válido en cualquier tipo de relación. Si a ti te pasa algo parecido, recuerda que lo más importante será que tú estés tranquila y sepas que has hecho bien las cosas. ¡Nunca es tarde para reconciliarse con alguien! Sólo di lo que sientes, no hagas suposiciones (háblenlo todo) y ofrece disculpas. Es de sabios reconocer tus errores.

Este video te puede gustar