Hombres de tus pelis favoritas que sin duda son verdaderos patanes

Creo que todas estamos acostumbradas a que las películas nos muestren hombres que sin importar los obstáculos, siempre terminan al lado de la mujer que dicen amar. Sí, así fue durante mucho tiempo, pero la buena noticia es que eso ha ido cambiando con el tiempo y ahora sí se dejan ver los verdaderos patanes. Hay casos en los que su comportamiento es muy evidente y en otros parece pasar desapercibido. Mencionaré a algunos de los más famosos.

Nate Cooper (El diablo viste a la moda)

Sin duda es el novio que nadie merece. Una desea tener al lado a alguien que la apoye y que crea en sus planes o sueños. Nate es todo lo contrario, porque sólo la juzga por las decisiones que toma. Está bien que muchas veces no estemos de acuerdo con lo que la pareja desea, pero podemos darle nuestro apoyo sólo como muestra de amor.

Tom Hansen (500 días con ella)

Es el hombre más llorón del mundo. Luego de que salió la peli, todos crucificaron a Summer por ojete, por mala onda, por no valorar a Tom. Dude! Hay que ser realistas, Summer no tiene nada de malo, ella desde siempre fue clara con sus emociones, nunca le hizo creer algo diferente. Tom solito se creó un romance en su cabecita y cuando se dio cuenta que ella ya tenía algo real con alguien más, se enojó porque “lo mandaron” a la friendzone.

Hardin Scott (After)

Hay que reconocer que la relación entre Hardin y Tessa es muy tóxica. Empezando porque él se acercó a ella sólo por una apuesta que había hecho con sus amigos. Logró que ella se enamorara de él y así podía mandarla a volar cuando él quisiera. Una mujer en sus cinco sentidos, luego de eso, se alejaría de él. Sin embargo, Tessa no lo hizo y aceptó seguir con un hombre que se acercó a ella sólo con engaños.

Zack Siler (Ella es así)

Sólo se acercó a Laney por una apuesta <típico> y se fijó en ella cuando ella decidió cambiar su aspecto físico. O sea, que el tipo fue superficial y mentiroso, ¡pffff!

Christian Grey (50 sombras de Grey)

Siempre eligió a las chicas inseguras, que pudiera manejar a su antojo. L o único que quería era el control.

Austin Ames (La nueva cenicienta)

Optó por humillar a Sam y no tuvo el valor de decir que sí era él quien le mandaba los mensajes.  Sin duda un completo cobarde.

Este video te puede gustar