Historias de terror reales que no te dejarán dormir

Ya viene Halloween y con el muchas historia de terror. Si tus amigas y tú son de las chicas que se reúnen en esta época para contarse historias terroríficas, esto te interesa. Para la pijamada, aquí te dejo estas historia de terror reales que no te dejarán dormir… Ni a nadie que las escuche. ¡Boo!

Chucky sí existió

Todas conocemos la película de Chucky el muñeco diabólico, lo que probablemente no sepas es que está basada en una historia real. Robert es un muñeco de tamaño real que pertenecía al niño Gene Otto. Al parecer, un sirviente se enojó con la familia y puso un hechizo sobre el muñeco. El niño comenzó a hablar con él y, para sorpresa de todos, recibía respuesta. Sin embargo, pocos creyeron en lo que Gene contaba sobre el muñeco que movía objetos. Luego de su muerte, Robert pasó de mano en mano y ahora está en un museo donde, según cuentan, suceden cosas extrañas.

La niñera

Esta es la historia de una mujer que llegó sorpresivamente a la ciudad. Alta, pálida y sonriente. Buscaba trabajo para sobrevivir hasta que llegó a la casa de los Wilson. Una familia muy adinerada que vio que la muchacha tenía pinta de ser de confianza. La contrataron y ella cuidaba de sus cuatro hijos. Todo fue bien durante tres semanas. Una fría noche de lluvia en la que el viento soplaba muy fuerte, los Wilson salieron y los niños dormían, la niñera comenzó a escuchar ruidos extraños, golpeteos de puertas y ventanas. Además, recibió llamadas extrañas que cuando contestaba nadie respondía. Ella salió al jardín a tomar un poco de aire… y fue lo último que supieron. A la mañana siguiente cuando los Wilson regresaron, encontraron a la niñera ahorcada en un árbol con una parte de la cara en carne viva, mirando fijamente al vacío. En los ojos tenía lágrimas negras secas. Hoy en día esa casa fue comprada por otra familia y todas las noches a las 3 de la mañana se escuchan risas y ruidos. Dicen que es la niñera buscando a quién cuidar.

El niño en las vías del tren

Hace no mucho tiempo, unas conocidas estuvieron a punto de tener un accidente automovilístico junto con sus hijos, en las vías del tren que pasan por su casa. Unas semanas después, una de ellas caminaba por la calle cerca de las vías mientras enviaba notas de voz por WhatsApp a las amigas. En ese momento iba pasando el tren. Cuando volvieron a escuchar las notas de voz, se escuchaba claramente el grito de alarma de un niño cada vez que el tren tocaba el silbato. Como si el niño la estuviera previniendo de algo. El detalle es que no había ningún niño alrededor de la calle en ese momento.

 

 

Este video te puede gustar