Lo que no debes olvidar cuando nazca el bebé

Te has preparado durante nueve meses para este momento y ahora, por fin, tienes a tu pequeño en tus brazos. Puedo asegurarte que te esperan momentos inolvidables, pero también que habrá una o dos noches sin dormir. Cada una de ellas vale la pena y sólo necesitas un poco de paciencia y apoyo de tu pareja. Para que nada te tome desprevenida esto es lo que no debes olvidar durante los primeros días de tu baby en casa.

La leche materna es obligatoria

Muchas madres deciden no amamantar a sus hijos por diversas razones. No obstante, es lo peor que pueden hacer pues afectan irremediablemente el desarrollo de sus hijos. Recordemos que la leche materna contiene diversos nutrientes esenciales que el bebé no podrá adquirir de ninguna otra forma. Cuando los bebés no quieren tomar leche del seno materno, los padres optan por darles leche de fórmula. No obstante, en este caso lo que es preferible hacer es extraer la leche materna y dársela a los bebés con un biberón.

Los bebés necesitan salir al sol

Muchas madres prefieren que sus pequeñitos no salgan al exterior para cuidar su delicada piel. En primera instancia es una buena medida, pero los bebés necesitan recibir la luz solar aunque no directamente. Al hacerlo combaten y previenen enfermedades. Una de las que previene es la ictericia, esta consiste en altos niveles de bilirrubina en la sangre. Un síntoma es la presencia de color amarillo en la piel. Esta desaparece en los recién nacidos con un poco de exposición solar, no obstante es obligatorio el uso de protector solar durante la misma.

No debes bañarlo diariamente

Muchas madres piensan que con un baño diario ayuda al bebé a relajarse y con ello a dormir plácidamente. También se liberan de las bacterias que se incrustan en su piel. Sin embargo, podrías dañar la piel de tu bebé porque está apenas se está acostumbrando al exterior. En consecuencia al lavarla y exponerla a sustancias químicos día con día podría resecarse de tal modo que es más propensa a padecer alergias, irritaciones e inclusive infecciones leves.

¿Qué hacer con la costra de leche?

Finalmente la mayoría de los bebés presentan la costra láctea. Esta es muy común pues la piel de tu baby comienza adecuarse al exterior. No obstante, si quieres quitársela lo más adecuado es frotar levemente su piel con un poco de aceite de oliva y almendras. De esa forma la costra se ablandará y caerá fácilmente con el baño.

Este video te puede gustar