Evita convertirte en un “padre helicóptero”, pues sólo perjudicarás a tus hijos

La mayoría de los papás quiere lo mejor para sus hijos. En ocasiones, desean que sus niños tengan todo lo que ellos no tuvieron y que no vivan las malas experiencias que se les presentaron. Lo malo, es que algunos padres sobreprotegen a sus pequeños y los mantiene en una burbuja, que sólo da pie a una generación incapaz de afrontar el mundo real. Si realmente amas a tus hijos, evita convertirte en un “padre helicóptero”.

¿Padre heli… qué?

Este término surgió porque algunos padres tienden a “sobrevolar” la vida de sus hijos con la finalidad de advertirles de los posibles peligros, evitar que cometan ciertos errores y que se lastimen.

Consecuencias

Sin embargo, esto sólo ocasiona que los niños desconozcan qué es lidiar con el fracaso, la decepción y la frustración. No suelen entender qué implica ganarse las cosas. Es decir, no saben qué es esforzarse para alcanzar una meta. Tampoco suelen valorar lo que tienen y se acostumbran a que sus padres siempre los auxilien. Por si fuera poco, esto niños desconocen cuál es la importancia de sus actos, ya que todo lo que hacen “está bien”. En pocas palabras, desconocen el mundo real. Se quedan sin la oportunidad de aprender de sus errores valiosas lecciones de vida, que son vitales para potenciar la inteligencia emocional.

Y en la vida adulta es peor

Aunque no sea su intención, el padre helicóptero inculca en sus hijos actitudes negativas. De modo que al crecer, estos pequeños recibirán un fuerte golpe: el de la vida real. Sí, vivirán esto cada vez que reciban una negativa en un prospecto laboral o amoroso.

Cómo evitarlo

Por más que te duela, deja que tus hijos vivan sus vidas y aprenden de sus errores. Una cosa es apoyarlos y otra cargarlos. Permite que tus hijos le hagan frente al mundo, y a todas las adversidades que le presente. Sólo de esta manera dejarás que sean personas fuertes, seguras y capaces de enfrentar los problemas. Y aunque esto sea duro, recuerda que no siempre estarás en este mundo para velar por ellos. Así que antes de que eso pase, asegúrate de dejar personas que puedan valerse por sí mismas. Créeme, es el mejor regalo que los padres le pueden hacer a sus hijos.

Este video te puede gustar