Estos son todos los momentos incómodos que pasamos cuando entramos en una nueva relación

Todos tenemos momentos incómodos en diferentes etapas de la vida. Cuando iniciamos una relación, queremos dar la mejor imagen de nosotros. No deseamos que ningún defecto altere esta situación. No obstante, hay veces que los momentos embarazosos se presentan inevitablemente.

Vulnerabilidad

Es normal que al estar con una persona que acabas de conocer, te sientas incómoda en mostrarte a la totalidad. Sientes que eres vulnerable y tienes miedo de que te lastimen o conozcan tus puntos débiles. En las relaciones amorosas, ese sentimiento va cambiando poco a poco. La nueva pareja tiene que pasar por una etapa de adaptación. En ella tendrán que dejar al descubierto sus emociones.

Momentos incómodos al principio de la relación

Uno de los momentos más incómodos que puedes tener con una nueva pareja, es cuando demuestran sus sentimientos. Te dispones a hablarle a tu chico de cómo te sientes al estar con él y lo que significa para ti. Lo incómodo es que al decirlo, él se quede en shock, sin saber qué decir. Tú podrías sentirte ridícula al haber hecho esas declaraciones.

Asuntos familiares

Cuando planeas que tu pareja conozca a tu familia, es una de las situaciones que podría ponerte más nerviosa. Es recomendable que no presentes a alguien a tu familia a menos que estés segura de que vale la pena. En este aspecto, otro de los temas que incomoda, es el referente a los ex. Eviten el tema para no tener que lidiar con celos o comparaciones.

Intimidad

Al inicio de la relación les da pena entrar al baño o que les escuchen hacer ruido. Compartir el baño es una de las ideas que no pasa por su mente, hasta que la confianza crece. Otro de los momentos incómodos es cuando ya no les importa tener sexo incluso si no se han bañado. Pasan a un nuevo nivel en el que la menstruación, ropa interior nada sexy o falta de depilación ya no importan.

Este video te puede gustar