Estas valientes mujeres iraníes se han cortado el pelo, desafiando la “moralidad” de su país.

Desde hace bastante tiempo que es ilegal para las mujeres en países regidos por el islam como Irán, salir a la calle sin el YIHAB.
El YIHAB es un velo que usan las mujeres musulmanas desde la pubertad en caso de que haya algún hombre adulto que no sea de su familia presente, lo usan también para salir a la calle. Cubre su rostro y pecho, inclusive algunas lo usan hasta el piso. Para ellos es una vestimenta modesta. Por supuesto, los tiempos han cambiado. Sin embargo, esta imposición es supervisada por los policías de aquellos estados penalizando duramente a las mujeres que no portan el yihab.

i2

A pesar de esto, muchas mujeres iraníes están luchando contra esta imposición. Estas valientes mujeres se han cortado el cabello y se han vestido como hombres para salir a la calle desafiando esta “moralidad ” que tanto defienden los policías de su estado. Ya han sido muchas mujeres las que presumen su cambio de look a través de redes sociales. Una foto en lugares públicos con este look es la actitud más desafiante contra la sociedad que las ha reprimido por muchos años. Esta actitud, tomada ya por varias de ellas, sin miedo a las autoridades, es la única forma en la que pueden evitar a la policía moral.

Esta actitud tan valiente por su parte, debe tener nuestra total admiración y respeto.

iranie

Quitarse el velo para estas mujeres, representa la libertad hacia una sociedad que las ha reprimido durante ya tanto tiempo. Sin embargo, sabemos que este tipo de rebeliones no quedan sólo en fotos reprimidas o cuentas cerradas de redes sociales. La cruda realidad es que muchas jóvenes han sido perseguidas por mostrar fotos sin velo en cuentas privadas de Instagram y Facebook, lo cual es considerado por las autoridades islámicas como una actitud INMORAL. Existen operaciones dedicadas a perseguir a aquellas mujeres que publiquen este este tipo de fotos en el Internet.

Inclusive han llegado a acusar a la reina de redes sociales, Kim Kardashian, de ser una espía. Sí, la misma Kim ha de estar bastante sorprendida por esta acusación a la que no ha contestado nada. Resulta ser que un portavoz de la Unidad de Delitos Cibernéticos de los Pasdarán la culpa de ser un mal ejemplo para las mujeres iraníes, mostrándoles una vida muy contraria a lo que dicta el islam. Responsabiliza a las potencias extranjeras de corromper a las mujeres con estas páginas donde posan indecentemente, promocionando a las mujeres un estilo de vida muy diferente a la del islam.

giphy_KimKglassses


Este video te puede gustar